El “¡Viva Sucumbíos!” retumbó en la vía Terminal-Pascuales

02 de noviembre de 2011 - 00:00

Para el ciclista de Sucumbíos, Jhonnatan Narváez, el hecho de haberse adjudicado su primera medalla de oro en el Campeonato Nacional Infantil, superando al anfitrión y siempre favorito a ganar: Guayas, “es una anécdota que jamás olvidaré”.

En la cuarta y última jornada del certamen, de la modalidad  circuito, el sucumbeño obtuvo los 15 puntos correspondientes, luego de haber completado las 11 vueltas dispuestas en la autopista Terminal-Pascuales.

El tiempo que se hizo el ciclista, del Oriente ecuatoriano, fue de 1 hora, 21 minutos y 32 segundos. Detrás de él llegó su compañero de delegación, Jimmy Montenegro, y el guayasense Álex Villalba, se ubicó tercero.

“Desde la partida hasta la tercera vuelta del circuito, el pelotón no se despegaba. Sin embargo, con el pasar del tiempo, me pude dar cuenta de que tenía la oportunidad de ganar”, señaló Narváez, quien  mantuvo el ritmo como líder del pelotón y en las dos últimas vueltas se despegó.

La emoción del pedalista de 14 años al momento de cruzar la meta fue tal, que levantó los brazos como símbolo de victoria y gritó fuerte: “¡Viva Sucumbíos!”. Ante la reacción de Narváez por el triunfo, los miembros delegados de la provincia amazónica respondieron con el clásico: “¡Tres ra! para  Jhonnatan”.

El festejo, de los 5 ciclistas oriundos de Sucumbíos, continuó hasta el momento de la premiación, cuando el presidente de la Asociación de Ciclismo del Guayas, Oswaldo Hidalgo, le   entregó formalmente   la dorada al mejor exponente del circuito.

“Esto es para mi familia y amigos de Nueva Loja (capital de su provincia). Ahora me prepararé con miras a los Juegos Nacionales que serán en noviembre”, acotó el pedalista.

Por aquel motivo, Narváez habló con su entrenador, Saúl Vera, para no “tomar descanso” y empezar   ya a entrenador todos los días.

“Este es el comienzo de mi carrera; quiero aprovechar el buen momento y competir en las pruebas que se vengan hasta antes de final de año”, indicó Jhonnatan, quien apenas lleva un año haciendo ciclismo.

El primer preparador de Narváez fue Juan Carlos Rosero; este profesor lo introdujo en la disciplina, cuando lo vio que tenía condiciones durante una carrera informal en el parque de la casa del pedalista.

“De no haber sido por Rosero, creo que no estaría en estos momentos representando a mi provincia. Ahora que tengo la oportunidad no la desaprovecharé; además, no me quedaré estancado aquí, deseo ser seleccionado de mi país en alguna cita internacional”, acotó Narváez.

Jhonnatan nunca se imaginó llegar a conseguir su primera medalla en menos de un año de preparación; pensó que su trabajo sería recompensado luego de 12 meses. “Me pareció pronto el triunfo en el Nacional, pero esto me motiva a seguir entrenando ya que puedo llegar a ser el mejor ciclista del país”, declaró.

Pero Narváez dejó claro que no hay límites para él. Luego de ponerse la camiseta amarilla, azul y roja, confía en llegar a clasificarse a unos Juegos Olímpicos y Campeonatos Mundiales. “No serán los Londres (JJ.OO.), porque esos ya están a la vuelta de la esquina, pero puedo enfocarme para llegar a  Brasil 2016. Allá apuntaré, porque para ese entonces ya tendré 18 años”, confesó el pedalista.

Volviendo al Campeonato Nacional Infantil, efectuado en Guayaquil este fin de semana, la guayasense Ana Suárez, en la categoría damas, se impuso en la prueba de circuito.

La pedalista de 14 años  terminó las 6 vueltas de la prueba en 46m30s, colgándose así la presea de oro. La plata se quedó con Bélgica Tutivén (Galápagos) y el bronce con Yesenia Álvarez (Pichincha).

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: