El proceso ya tiene resultados constantes... no es coincidencia

08 de abril de 2011 - 00:00

¡Espectacular!, así denominó Álex Darío Aguinaga el progreso del fútbol ecuatoriano desde 1987, año en el que por primera vez la Tricolor logró su pase a un Mundial... fue en la categoría Sub 17.

El “Güero”, actual entrenador de Barcelona, se refirió al cambio que han experimentado las divisiones menores desde aquel entonces, justo cuando él era juvenil también.

“Hemos tenido un crecimiento bárbaro. Todo se debe a los proyectos y al trabajo de selecciones inferiores”, destacó Aguinaga.

El imbabureño aseveró que el hecho de que se hayan implementado microciclos ha ayudado en gran manera  al desarrollo futbolístico del país. “Antes se armaba un equipo para participar y luego se desintegraba, ahora con los microciclos se mantiene una continuidad”, indicó el ex volante, quien fue el capitán de Ecuador en el Mundial de Corea-Japón 2002.

Además, Aguinaga dijo: “La clasificación de la selección de mayores (a Corea-Japón) fue un punto de partida para que los juveniles crean en que sí se puede”.

Contemporáneo con Aguinaga, Raúl Noriega fue integrante de la selección Sub 17 que participó en el Mundial de la categoría en Canadá, en 1987. El “Pavito” cuenta un poco de lo que era el trabajo de las formativas en aquel entonces.

“Clasificar fue durísimo, porque para esa época no había tanta preparación, solo existían torneos provinciales. Ahora ya hay campeonatos nacionales de inferiores, hay más interés en los jóvenes. En esa época era complicado que un técnico pudiera hacer una óptima selección de jugadores. Ahora, por el orden  que hay, se puede acceder a mejores futbolistas”, manifestó.

De aquella cita ecuménica, Noriega recuerda a compañeros como Helmut Moeller, José Muñoz, Hjalmar Zambrano y Segundo Mina. “Teníamos un grupo unido, lástima que pocos hayamos llegado a primera”, expresó Noriega.

El ahora entrenador de las Reservas de Barcelona fue la figura de aquella Sub 17 y, coincidentemente, es el padrino de José Francisco Cevallos Jr., quien anotó uno de los dos goles  ante Argentina, que la dieron la clasificación a Ecuador al Mundial de esa categoría, el último miércoles. La cita se disputará   entre el 18 de junio y el 10 de julio, en México.

“Creo que se logró un objetivo muy importante, se lo dedicamos a todo el país y estamos muy felices. Agradecidos con todos por el apoyo que nos han dado”, aseguró el hijo del golero de Liga de Quito del mismo nombre.

El volante (no siguió los pasos de su padre en el arco) no  esperaba conseguir en menos de un año algunas cosas importantes en su carrera. Debutó en primera categoría con su club, anotó su primer gol contra Barcelona y ahora jugará un Mundial Sub 17 con la selección.

“No me lo esperaba, tengo apenas 16 años y las cosas que estoy consiguiendo son importantes. Soy consciente de que tengo personas al frente mío que me están guiando y aconsejando de la mejor manera. Agradecido con ellos por guiarme y confiar en mí. Tengo que asimilar provechosamente las metas que estoy consiguiendo”, comentó.

La otra ocasión en la que la Tricolor participó en un Mundial Sub 17 fue en 1995, cuando Ecuador fue sede del torneo. Esta es la única vez en la que no se llegó a una cita ecuménica mediante clasificación.

En 2001 el fútbol ecuatoriano alcanzó su segunda y tercera clasificación a un Mundial. Fue en la Sub 20, en Argentina y en la mayores. Ese mismo año se jugó la cita en suelo “albiceleste”.

De aquel equipo, Roberto Mina fue uno de los jugadores desequilibrantes, es más, marcó un gol en el torneo. “En el Mundial de Argentina estaba ‘pollito’, ja ja ja (solo tenía 17 años y era Sub 20). Creo que pudimos dar un poco más. Teníamos gente para pelear algo, pero así es esto, pagamos piso”, comentó.

Agustín Delgado, goleador histórico de la selección (31 tantos), manifestó: “Las clasificaciones de Ecuador a los mundiales, además de obedecer a un cambio de organización, más se debe a que ahora tenemos otra mentalidad”.

“Se podría decir que se han cambiado cosas, yo creo que se hacía casi lo mismo, pero se ha cambiado el pensar de los jóvenes. El haber clasificado al Mundial de mayores influye mucho, ya que permitió romper los esquemas", dijo el “Tin”, quien jugó los mundiales de mayores en Corea-Japón 2002 y Alemania 2006.

De su parte, Fernando Gaibor, integrante de la actual selección Sub 20, que participará en la cita mundialista de Colombia (29 de julio-20 de agosto), se refirió a la confianza que han ganado los jugadores con la reglamentación de un juvenil en cancha en el Campeonato Nacional.

“Con las victorias que obtuvimos sobre selecciones fuertes, como Argentina, Paraguay y Chile, hicimos cambiar la manera de pensar de la prensa internacional hacia nuestro fútbol”, dijo el volante de Emelec.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Últimas noticias
Medios Públicos EP