Ciclistas modifican la cotidianidad de los amazónicos

01 de noviembre de 2013 - 00:00

La cotidianidad de las poblaciones de la región oriental como Chawiatayo, Llampiza o Tayunza, en la vía Puyo-Macas, se alteró ayer con el paso de la octava etapa de la Vuelta Ciclística Internacional al Ecuador.

Sus habitantes pararon por instantes sus actividades e incluso los docentes permitieron que los niños salieran de las aulas y aplaudieran el paso de los 56 corredores que intervienen en la competencia.

Los infantes, tomados de las manos de sus madres, también acudieron presurosos a la carretera, pues no quisieron perderse la oportunidad de observar la razón por la que sonaban las sirenas de la policía. Hasta las mujeres que en el río Pastaza se alistaban para retirar las ropas que tendieron entre las hierbas, fueron sorprendidas por los intensos sonidos de pitos y alarmas.

Los hombres que estaban acomodando los gruesos troncos de madera, no perdieron la ocasión de alentar y aplaudir a los ciclistas.

Hasta las aves salieron asustadas con los agudos sonidos, muy diferentes al tranquilizador paso de la corriente de agua.

A lo largo del recorrido fue posible divisar pequeñas chozas abandonadas, y en otras viviendas unas improvisadas varillas levantaban ollas en la que las familias preparaban la sopa con leña.

Ya en la carretera, el trabajo de los equipos se mantiene inalterable con un elenco continental como Movistar que conserva el liderato a través del colombiano Freddy Montaña.

Ayer, sin embargo, en solitario y con un intenso pedaleo, otro ciclista del vecino país, Luis Alonso, de Panavial, inscribió su nombre al cruzar en primer lugar.

Alonso, de 26 años, reconoció que junto al resto de sus compañeros planificaron que no existiera la fuga de ningún ciclista. “Nuestra tarea estuvo bien diseñada, por eso la etapa está dedicada a todo el equipo”, confesó el pedalista que no tiene posibilidad de ingresar entre los 10 mejores de la clasificación general, ya que se encuentra en el puesto 16, a 24 minutos de diferencia de su compatriota Montaña.

Alonso se escapó en solitario desde el kilómetro 99 y no aflojó la punta hasta cruzar primero el último tramo. Las tres metas volantes que ayer se disputaron se repartieron entre el ganador de la etapa, el cubano Arnold Alcolea, y Cléber Quasker , todos de Panavial.

Ayer la humedad de la región amazónica fue aún más palpable, con una temperatura que sobrepasó los 26ºC. En la meta, a la altura del parque cívico en Macas, los rostros de asombro por la aglomeración de personas no cesaron.

José Ragonesi, de RPM, continúa con el liderato en las metas volantes, mientras que en los premios de montaña sigue en el primer lugar Juan Carlos Pozo, de Panavial. Byron Guamá, de Movistar, y último monarca de la Vuelta al Ecuador, es el líder de la regularidad. Richard Carapaz, de RPM, es el líder de la sub 23.

Hoy se cumplirá la novena etapa con un recorrido de 129.9 km que parte desde Macas (Morona Santiago) hasta Baños, en la provincia de Tungurahua. Serán disputados dos premios de montaña y dos metas volantes.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: