Q-Shaman, el actor fanático de Trump que lideró la toma del Capitolio

El personaje nació en Arizona y su nombre de pila es Jake Angeli.
06 de enero de 2021 23:06

Para los que no siguen de cerca las historias subterráneas de la política estadounidense, la suya fue la imagen que le aportó surrealismo a una escena de extrema violencia.

Conocido en las redes sociales como "Q-Shaman", Jake Angeli fue el fanático de Donald Trump que lideró la irrupción al Capitolio en cuero, con un sombrero de piel y cuernos, y con su rostro pintado como si fuera Mel Gibson interpretando al revolucionario escocés Willian Wallace.

La excentricidad se explica, tal vez, porque Angeli es un aspirante a actor oriundo de Arizona, que también se dedicó sin éxito a la música y a la locución.

Sin embargo, en los últimos años se convirtió en uno de los seguidores más fieles de Trump y uno de los principales promotores de la teoría de conspiración denominada "QAnon" (abreviatura de Q-Anónimo), que circula entre los sectores de la derecha más extrema estadounidense. 

Angeli se convirtió en un personaje famoso en las redes y adquirió el sobrenombre de "Shaman" por sus frecuentes apariciones públicas con pieles, cuernos y plumas.

Kevin Roose, columnista de The New York Times, fue uno de los primeros en advertir la presencia de "Q-Shaman" y otros promotores de la teoría "QAnon" en las protestas de este miércoles 6 de noviembre que terminaron con la violenta toma del Capitolio.




Este miércoles, "Q Shaman" pasó de ser personaje marginal de la extrema derecha a liderar la violenta toma del Capitolio.

Travis View, quien se presenta en las redes sociales como un impulsor de la teoría QAnon, tuiteó que "Jake Angeli alias 'Q-Shaman' es definitivamente un partidario de Trump".

Incluso, Jake Angeli participó en noviembre pasado de un evento que organizó Rudy Giuliani, abogado de Trump, para repudiar el resultado de las elecciones que le dieron la victoria a Biden.

Angeli se presentó en las manifestaciones anticuarentena que hubo en el estado de Arizona -de donde es oriundo- para desplegar todo un sinfin de fake news.

Antes de seguir a sol y sombra al presidente de Estados Unidos, Angeli ha intentado triunfar como actor y como locutor, pero aún no encuentra la senda del éxito.


Tomado de Página 12 y Reporte Índigo

Contenido externo patrocinado