Familiares de liberales piden justicia

29 de enero de 2013 - 00:00

En el antiguo penal García Moreno o Centro de Rehabilitación Social de Varones Quito Nº 1, ubicado en el barrio de San Roque, se congregaron descendientes de los héroes de la Revolución Liberal. El encuentro fue para recordar los 101 años de la Hoguera Bárbara.

Este hecho fue un hito en la historia del país, pues  el poder político opositor a Alfaro y los conservadores católicos -según cuenta la historia- apoyaron el asesinato de Eloy Alfaro, Medardo Alfaro, Flavio Alfaro, Luciano Coral, Ulpiano Páez y Manuel Serrano, un 28 de enero de 1912.         

Ayer nietos y bisnietos de estos héroes liberales portaban en sus manos fotografías de los revolucionarios alfaristas. Caminaron por la calle Rocafuerte, que en horas de la mañana lucía transitada por vendedores y buses. Este es el sitio en el que comenzó -101 años atrás- el arrastre de los liberales.            

El acto empezó bajo un cielo gris. Junto a los descendientes se encontraban seguidores del Gobierno, como varios de sus Ministros de Estado.     

Este año los discursos se dieron en las puertas del Penal, por condiciones de seguridad. Eloy Alfaro Reyes, bisnieto del Viejo Luchador, como también se conoce al ex presidente, en su intervención mencionó a las dos detenidas del caso Los “10 de Luluncoto”.

El joven expuso que la detención fue injusta y que un principio liberal es no detener a quien piense diferente. “En principio, por un homenaje al Centenario, no debería haber personas perseguidas por sus formas de pensar, no sé si son perseguidos políticos, pero creo que están injustamente detenidos”, señaló.

Mireya Cárdenas, secretaria de los Pueblos, dijo ante las declaraciones de Alfaro Reyes que este caso se está llevando con el debido proceso legal e indicó que el tema fue mediatizado. Además,  cuestionó el porqué la prensa que hoy defiende a las detenidas de Luluncoto y en los años ochenta calló ante los crímenes de Estado realizados por el gobierno de León Febres-Cordero.

El recorrido fue por las calles en las que sucedió el asesinato de Alfaro y sus coidearios. La caravana hacía paradas en plazas para que los familiares de las víctimas de la Hoguera Bárbara hablaran como lo hicieron también los estudiantes de los colegios Eloy Alfaro, Juan Montalvo y el Colegio Militar, centros educativos fundados por el General hace más de cien años.

El liberalismo, el papel de la mujer en la vida pública y la educación laica fueron algunos de los temas destacados en los discursos de los estudiantes, quienes seguían el paso al son de las bandas de cada institución.

Nelson Coral, bisnieto de Luciano Coral, dijo que sus familiares no estarán tranquilos hasta que  no se quiten de la lista de presos, que hasta ahora se dicta en las clases de historia, los nombres de los luchadores liberales. Afirmó que se está realizando un pedido a la Asamblea para que se declare el asesinato de Eloy Alfaro y de sus compañeros como un crimen de Estado.

La tarde de ayer, en Montecristi, en el Centro Cívico Ciudad Alfaro, se realizaron varios actos  en honor al General. En el Mausoleo Memorial, donde descansan las cenizas del “Viejo Luchador”, se entonaron varias canciones.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP