Santiago Arcos y Carmen Santillán obtuvieron el premio Fotoperiodismo por la paz 2015

22 de abril de 2015 - 21:52
Los ganadores Santiago Arcos (categoría profesional ) y Carmen Santillán (no profesionales) recibieron el reconocimiento. Foto: Carina Acosta/ EL TELÉGRAFO

Esta noche se conocieron los ganadores del concurso Fotoperiodismo por la paz, Juan Antonio Serrano. El fotógrafo Santiago Arcos obtuvo el premio en la categoría de profesionales con la obra "La orilla de un desalojo". La serie fotográfica capta los desalojos en la Isla Trinitaria del 17 de marzo de este año.

En la categoría de no profesionales, la estudiante de la Metro, Carmen Santillán, obtuvo el primer lugar con la serie "Yo soy homosexual", que es parte de su libro, en donde recoge 40 retratos de personas homosexuales.

El jurado estuvo compuesto por fotógrafos nacionales e internacionales como Stephen Ferry, Claudi Carreras, Sebastián Crespo, Karla Gachet y Javier Serrano, en representación de la familia de Juan Antonio Serrano, quien falleció en 2012, en Cuenca. El concurso se realiza como un homenaje al fallecido fotógrafo cuencano.

Juan Antonio Serrano fue hermano del actual ministro del Interior, José Serrano, quien junto a su familia acudió al encuentro.

Esta fue la tercera edición del concurso, en donde participaron 83 trabajos (46 de estudiantes y 37 profesionales).

Coco Lasso, integrante de Paranocs, organizador del encuentro, reconoció el talento del fotógrafo guayaquileño. El jurado determinó que "es una realidad que debe mostrarse con mucha responsabilidad".

Además reconocen que "tiene un gran potencial y puede ser la oportunidad de realizar un proyecto sólido de gran fuerza y potencia fotográfica". Pore ello, los fotógrafos Stephen Ferry, quien obtuvo en dos ocasiones el premio World Press Photo (mayor reconocimiento fotográfico mundial) y Claudi Carreras, quien es licenciado en Bellas Artes y profesor de fotografía del Departamento de Disseny i Imatge de la Universitat de Barcelona (España), se comprometieron en realizar un seguimiento con el fotógrafo ganador.

En su discurso, Arcos, quien fue colaborador de EL TELÉGRAFO,  dijo que este certamen, que incluye un encuentro de dos semanas de fotógrafos, es una oportunidad para los fotoperiodistas de debatir sobre los retos de la fotografía. Según Arcos, en aquellos desalojos se produjeron varias vulneraciones a los derechos humanos.

Dijo que recibir el reconocimiento por parte de Ferry y Carreras representa un gran "reto" y que espera "estar a la altura" para llevar con "orgullo este premio". Reconoció que solo conoció de vista al fotógrafo Juan Antonio Serrano, incluso detalló que una vez Serrano le pidió su lente para fotografiar.

De su lado, Carmen Santillán manifestó que recibió con "orgullo" el premio y que será el inicio para seguir haciendo grandes proyectos con su cámara. Detalló que la serie nació por un autoreconocimiento a su condición sexual de homosexual. Trabajó 3 meses y medio en la realización de la serie, en donde retrata a amigos y personas en igual condición sexual. Empezó en septiembre de 2014 y terminó en enero de 2015.

"Yo me siento identificada con los problemas que las personas pasan, en el sentido que todos tienen su historia, yo he tenido autodiscriminación, yo sé que es un hecho que hay discriminación en el Ecuador y quería que la gente tome consciencia y se enteré qué es la homosexualidad", manifestó.

También en el marco de la premiación se presentó el libro "Lo que nos queda", del fotógrafo Diego Pallero.

El fotógrafo Diego Pallero (centro) publicó el libro

 

Pallero fue ganador del concurso en 2014 y en su texto recoge las vivencias de jóvenes con cáncer. Parte de la venta del texto se destinará a la Fundación Jóvenes con Cáncer.

Stephen Ferry señaló que la obra de Pallero es "respetuosa y muestra la gran apreciación sobre la complicación humana".

Pallero, durante su emotivo discurso, dijo lo "único que hizo fue fotografiar las historias, pero ellos (jóvenes con cáncer) nos enseñaron una lección de vida.

El ganador de la categoría profesional obtuvo $ 5.000, mientras que la ganadora de la categoría no profesional obtuvo $1.000.

Lasso precisó que el concurso permite abrir un debate a través de la fotografía.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: