Ecuador, 04 de Febrero de 2023
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

Playas crece de forma desordenada y olvida sembrar árboles

Playas crece de forma desordenada y olvida sembrar árboles
Foto: Néstor Espinosa / El Telégrafo
24 de septiembre de 2019 - 00:00 - Néstor Espinosa

Parte de la calle 3 de Noviembre (calle 7, como la conoce Google Maps) está próxima a cumplir un año de asfaltada. El cambio positivo en la zona se evidencia a simple vista. Lo que antes era un sector totalmente contaminado por el polvo y la basura desperdigada, hoy está compuesto por portales y fachadas bien pintadas, adecentadas.

En la esquina donde funcionaba el “barrio de la tolerancia”, el edificio lleno de cuartos mal olientes ya fue demolido, ahora es un lote vacío. En el sector ya no se aprecian personas con problemas de adicciones al alcohol o drogas deambulando por las calles a toda hora.

Ahora hay una gran tienda, hay panaderías, una escuela; en las primeras horas de la noche los vecinos sacan su parrilla para vender alitas, choclo y chorizo, hay  también una discoteca de “alto nivel”, pero faltan árboles. Faltan parques y espacios verdes donde los niños jueguen.

En uno que otro portal hay árboles de granadas, pero esos solo dan frutos, no dan sombra. Este es uno de los tantos sectores de Playas, cantón de la provincia de Guayas, que nacieron y siguen naciendo sin ninguna planificación urbana. Donde se ocupa cada pedazo de tierra con edificaciones y no se deja espacio para áreas verdes o parques.

Antes la zona estaba cubierta de Guayacanes en forma silvestre (foto). Lucrecia Zambrano está consciente de esa realidad, por ello junto a su esposo esta septuagenaria decidió plantar cuatro árboles en la orilla de un canal abierto de aguas servidas. Uno de esos es de aguacate y se muestra imponente junto a los otros de cerezo, un árbol propio del bosque tropical seco. Además, mantiene el terreno con otras plantas ornamentales.

Zambrano conserva limpia el área. Durante el seco verano riega las plantas y en invierno limpia la maleza. Sus árboles además la protegen de los malos olores que genera el canal. A la sombra del aguacate el esposo de Lucrecia armó una banca, donde los vecinos pasan las soleadas tardes. (O)

Contenido externo patrocinado

Ecuador TV

En vivo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media