Las vocales españolas

- 11 de septiembre de 2018 - 00:00

Las vocales son cinco: A-E-I-O-U, borriquito como tú. En eso, el español difiere de otras lenguas  europeas, que tienen más vocales. Nuestro sistema vocálico es a-e-i-o-u y punto. Por lo menos hasta hoy, aunque suenan voces discordantes, como las de Shakira y Enrique Iglesias que “retuercen” las vocales. Digo Enrique Iglesias y no Julio, porque Julio es gallego y por eso suena de otra lengua. Cinco vocales como los dedos de la mano brindan facilidades de aprendizaje a los de otras lenguas, pero no al revés.  Fíjense cómo influye eso en el aprendizaje de lenguas extranjeras. El inglés tiene vocales cortas y largas. En el caso de la E y de la O no hay problema: la O larga es para nosotros un diptongo: /ou/, igual que la E larga: /ei/. Podemos sobrevivir con nuestras O y E como variaciones cortas. Pero la I larga /ii/ y la corta /i/, así como la U larga /uu/ y la corta /u/ no son fáciles de dominar. Podemos confundir bitch (/bich/, perra) con beach (/biich/, playa); ship (/ship/, barco) con sheep (/shiip/, oveja), o look (/luk/, mirar)  con Luke (/luuk/, Lucas). No olvidemos esta característica del castellano. Tener solo cinco vocales puede ser una fortaleza para la enseñanza de nuestro idioma (en términos de “marketing”). Pero puede ser una debilidad para el aprendizaje de otras lenguas.

En lo que sí es una gran ventaja para los hispanohablantes el sistema de cinco vocales es en la comunicación. Los antillanos (cubanos, dominicanos y portorriqueños) intercambian la R al final de sílaba por L: “No voy a gastaL saliva en explicaLte”. Los rioplatenses (argentinos de Buenos Aires y uruguayos) usan un sonido similar a la J francesa que representaremos por ZH en vez de la Y: “ZHo no puedo olvidarla… ella ZHa me olvidó”. Los castellanos en España, desde el siglo XVIII, pronuncian C/Z como la TH inglesa: “La caTHa del THiervo está prohibida”. Los costeños de varios países fijan horarios así: “¿A laJocho o a laJonce?” Y, sin embargo, todos nos entendemos gracias a las vocales. (O)