Madres que trabajan

- 09 de enero de 2020 - 00:00

Soy fruto de una madre trabajadora que, al yo quedar huérfano de padre a muy temprana edad, tuvo que criarme sola con su esfuerzo. Por eso, al mirar una entrevista a un querido y respetado amigo, me extrañó que mencionara que una de las principales causas para la falta de principios y valores de nuestra sociedad, es el hecho de que las madres trabajen, lo cual les impide que eduquen a sus hijos en temas de ética y moral.

La mayor parte de madres modernas trabaja fuera de casa. Cerca del 70% de mujeres norteamericanas con hijos menores de 18 años es parte de la fuerza laboral. En Ecuador es un menor porcentaje, pero está creciendo rápidamente, por la necesidad de completar el presupuesto familiar y aun de soportar al padre, desempleado.

Este incremento de madres trabajadoras hace que las familias, las autoridades que diseñan políticas y nosotros, los académicos, nos preguntemos cómo esta tendencia podría afectar a los niños, especialmente en la corta infancia. Muchas mujeres, especialmente madres solteras, tienen que trabajar, pues aún la ayuda gubernamental no es suficiente y es necesario que la madre esté empleada.

¿Es esta tendencia buena o mala? ¿Los niños de madres trabajadoras son diferentes a los que tienen mamás que son amas de casa? ¿Tienen más o menos problemas de comportamiento? ¿Son sus habilidades escolares más fuertes o débiles?

Las buenas noticias son que, en general, el empleo en las madres tiene muy poco impacto en el comportamiento de los niños y sus logros escolares en el corto plazo. Y realmente, demuestran ciertos beneficios en el largo plazo. No puedo estar más complacido con esta investigación. Más aún, las hijas criadas por madres trabajadoras tienen mayor propensión a ser también empleadas en su edad adulta y ganar más altos salarios.

Ahora bien, ¿las mamás que trabajan dedican menos tiempo a sus chicos? Y si lo hacen, ¿afecta esto a su desarrollo cognitivo? Las madres que trabajan a tiempo completo sí dedican menos tiempo a sus hijos, pero tienen que negociar la cantidad de tiempo con mejor calidad de su tiempo. (O)

Medios Públicos EP