El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Vie.4/Dic/2020

Columnistas

Tendencias
Historias relacionadas

¿Lasso, Arauz o Yaku?

31 de octubre 00:00

A la fecha la indecisión prima entre los ciudadanos y pese a que las encuestadoras revelan cifras es muy temprano para anunciar a un ganador.

El electorado del centro a la derecha tiene a Lasso como opción, pero su carisma y su trayectoria de banquero no conquistan. En esta tendencia algunos votarán por él a regañadientes o votarán por Celi, a falta de una derecha más democrática, menos curuchupa y con menos testosterona.

Aquí la alianza CREO - PSC resultó perjudicial para los socialcristianos que correrán con candidato prestado, sin beneficiarse del arrastre presidencial vital para ocupar el legislativo.

En la centro izquierda existen dos claras opciones: Arauz y Yaku Pérez, perfiles distintos y contrapuestos.

Andrés Arauz, candidato impuesto por Correa, debe cargar con los procesos penales de su líder, la corrupción de ex ministros, pero posee estructura con cuadros sólidos como Pabel Muñoz y las prefecturas de Pichincha y Manabí. Sin embargo, el correísmo ya no encanta, no han hecho un mea culpa, no han reconocido errores, ni concilian con sectores sociales y políticos perseguidos por su líder.

Por su Lado Yaku Pérez puede capitalizar el centro, siempre que su discurso sea más unitario, conciliador, prometedor, poniendo al debate público temas ambientales, las causas, la equidad, conquistando al electorado joven y alejándose de los esquemas de la izquierda tradicional.

En esta tendencia Pérez puede convertirse en la alternativa al correísmo si logra sumar a cuadros políticos que articulen con él un proyecto de país hacia el desarrollo sustentable, sostenible, sin sacrificar la economía ni ceder a dogmas del radicalismo.

Los demás presidenciables no tienen posibilidades, su apuesta será la Asamblea Nacional y mantener el registro electoral. El próximo legislativo tampoco será diferente, en las listas de todas las tendencias no encontramos ni a los mejores, ni a los más capacitados; son contadas las candidaturas al legislativo que merecen el voto. (O)