Ecuador, 19 de Agosto de 2022
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Oswaldo Paz y Miño

“Dialogo”- Conaie-Gobierno

13 de julio de 2022 - 06:00

El país bordeaba un estallido social, un enfrentamiento directo entre los ``pacíficos protestantes” liderados por el sujeto Iza, desplazados en todo el territorio nacional. El gobierno acorralado antes los hechos consumados de violencia, comparable a la de octubre 2019, o peor, solo que más calculada, mejor planificada. El Presidente entre la espada y la pared, como consecuencia de errores propios y de su fatales ministros de gobierno, interior y defensa, entre otros,  que precedieron al paro, cedió lentamente pero concediendo cada exigencia a las demandas de los que iban cerrando el círculo a la paz y rompiendo la cuerda para que si se respondía a la violencia que embosco a militares, y dejó un muerto, o la que secuestro a policías o atacó a periodistas, quemó patrulleros, rompió calles, impidió el trabajo, y la libre movilización, con la violencia cual en otros lares ha sucedido, es decir no cediendo al chantaje de los radicales, luego de victimizarse, se les habría cumplido el deseo de reventar al país en fratricidas enfrentamientos.

 De hecho en los grupos  que dizque ​"​protestaban en nombre del pueblo​"​- ¿ de cual pueblo? si por definición pueblo somos todos los ciudadanos del Ecuador,- del pueblo, que torciendo el término, el concepto los maniqueístas, es decir los que  con intenciones golpistas declaradas sin recato y a voz en cuello, buscaban tumbar al gobierno por dos frentes el de las calles y en la Asamblea, con los votos del corifeos de un prófugo sentenciado delincuente, que denunciaron algunos asambleístas en el momento de votar fueron cambiados de no así,  en favor de destituir al primer mandatario, siguiendo la corriente transformista de alguna barbie tunnig que lideraba la intención de acabar con la democracia, lo que, para beneficio del país no sucedió.

Con ambiente prebélico, con guerrilla urbana disparando escopetas y cohetes artesanales en contra de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional, con la mecha a punto de estallar, por el hastío de las víctimas del paro, largo, tedioso, agresivo, peligroso, los provocadores de tal acto que los desgastaba y mermaba legitimidad y la repulsa de la mayoría del país era más evidente, los “pacíficos protestantes” accedieron a “ negociar” ante el gobierno que sin el acto protocolario de firmar había concedido sino todo casi todo. Dejando un precedente grave. Si. Aunque evitando lo que los declarados golpistas querían, el caos total para pescar a río revuelto y llevarse la democracia a su terreno, aupados por los defensores del fugitivo mayor, que sin recato apoyaron sin recato la remoción del presidente Lasso.

Ahora con la Iglesia de por medio, veamos la voluntad de los negociadores representantes de los violentos, si mantienen la intemperancia, si siguen con la intención de que en la impunidad queden los vándalos, los que mataron un soldado, rompieron la fiscalía y declararon que buscaban tumbar a Lasso.  Si esa es la tónica en la mesa de negociaciones, estamos frente a una mentira, frente a otro chantaje, no se puede negociar con animus de imponer, ni tampoco, lo logrado apretando el cuello de la parte contraria es válido, por el contrario, es nulo, inaceptable, e inconstitucional. En el diálogo si es que es tal y no monólogo pro violencia, deben participar todos los sectores sociales, y considerar de hecho a la clase media, la que termina cargando el peso de todos los dizque acuerdos, entre beligerantes y gobernantes, ya que a tal estrato social, le cargan la mano los unos y los otros, es decir la clase media termina pagando, daños y perjuicios, de los errores de los gobiernos y de los que acosan a los gobernantes. Ya nos contarán de nuevos impuestos, de nuevas cargas y cobros, a los que no estamos en la burocracia, no tenemos sueldos asegurados del presupuesto del Estado, ni plata, ni capitales acumulados.  Sino el trabajo de todos los días.  Por último el Señor Presidente,  ¿estará informado de cuáles son los antecedentes políticos de sus nuevos ministros, estará seguro de que entre ellos no hay correistas taimados, o que entre sus agnados y cognados se cuentan radicales verdes flex? ¿De saberlo y nombrarlos reemplazos de los salientes o ascenderlos, no sentirá como tener a Judas en las sesiones de gabinete.?

Contenido externo patrocinado

Ecuador TV

En vivo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media