El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Jue.28/Oct/2021

Columnistas

Tendencias
Historias relacionadas
Simón Valdivieso Vintimilla

A poner las barbas…

17 de septiembre de 2021 00:08

A poner las barbas en remojo. Cuando las barbas de tu vecino veas afeitar, pon las tuyas a remojar, es la vieja sentencia popular que enseña que cuando ves que algo acontece a tu alrededor, lo mismo te puede pasar a ti, así que debes estar preparado o tratar de evitarlo.

Ese adagio de vieja data es oportuno para la ocasión  cuando a través de las redes sociales y medios de comunicación conocemos de una sentencia emitida por los jueces de la Corte Nacional de Justicia  en la que se aceptó el recurso de apelación que se interpuso frente a la  resolución de los jueces de la Corte Provincial de Justicia de Guayas, toda vez que la jueza de Pichincha pese haber declarado la nulidad del proceso no dispuso la libertad del procesado.

Y es que el fallo judicial ha causado revuelo casa adentro y afuera. Si bien el beneficiario no es de nuestro agrado,  eso no quiere decir que el fallo de los dos jueces de la Corte Nacional esté mal concebido,  máxime que sienta un precedente  cuando se cuestiona la actitud de la jueza convirtiendo al procesado en  víctima del sistema de justicia al no haber dispuesto su libertad cuando declaró la nulidad del proceso. Y claro, eso es pan de todos los días, pero  no ha sido visibilizado.

El formalismo y ritualismo de jueces son  los consejeros para que se declare la nulidad, siendo ésta expresión de comodidad judicial en muchos de los casos, en perjuicio de la sociedad y el derecho de las partes, pues está a la mano y en un santiamén la declaran y así se libran del proceso, salvo las excepciones que debe haber cuando se trata de la vulneración al  derecho a la defensa.

La nulidad procesal, en veces hace que una víctima sea nuevamente victimizada por el propio sistema de justicia que debe ser garante de sus derechos. Y es que por dar en el burro se da en la albarda; y en materia penal,  por golpear al fiscal, titular de la investigación se causa perjuicio a las partes, sin darse cuenta que este sistema procesal es informal, claro, respetando los derechos de los ciudadanos. La Fiscalía tiene un rol y los jueces otro.

Esta resolución judicial debe invitar a la reflexión a los jueces,  pues pasa a formar parte de los anales de la justicia ecuatoriana,  al haberse hecho justicia casa adentro ordenando una reparación de la jueza al procesado.

Te recomendamos

Contenido externo patrocinado