Conciertos-tributo ganan espacio entre el público

- 26 de abril de 2018 - 00:00
En los carteles que anuncian conciertos-tributo destacan grupos de músicos desaparecidos, como Ronnie James Dio, y otros que aún no han visitado el país.
Foto: Fotomontaje / EL TELÉGRAFO

Los grupos quiteños Megamuertos y The Hits se han hecho reconocibles por sus covers. Hittar Cuesta y Megadeth fueron versionados el sábado pasado.

A las versiones que un puñado de músicos nacionales realizan de bandas de rock clásico se han sumado ensambles para interpretar temas de Dio, Judas Priest o Megadeth. Los conciertos-tributo, en los cuales los covers son protagonistas, atraen a una parte del público con un ímpetu que ya quisieran los artistas que solo ejecutan la música que han compuesto.

Un espectáculo de este tipo en un bar, por ejemplo, puede llenarse y el precio de la entrada incluye promociones. Los instrumentistas que participan –usualmente– no son músicos novatos, sino experimentados, que incluso integran bandas con amplia trayectoria.

El tecladista Paúl Pazmiño –exintegrante de Southern Cross– es el productor de Dream Space, un grupo de promotores que convoca a bandas que hacen tributos, como The Hits u otras, las cuales usan nombres que dependen de los temas elegidos.

Cuatro guitarristas conforman una alineación base en Dream Space (que cuenta con una sala de ensayos al sur de la ciudad), pero para el concierto que le dedicarán a Judas Priest el próximo 5 de mayo tendrán como invitados a la banda Doktor Hell.

Teatros, bares u otros locales son escenario de este tipo de eventos, en los cuales interviene una veintena de personas, entre organizadores e intérpretes. Se busca que el proyecto sea sustentable, cuenta Pazmiño, quien ha organizado tributos a Helloween (con 90 asistentes), una serie de baladas de rock y metal (ante 130 espectadores) y el homenaje a Ronnie James Dio (con 110 testigos).

En el Teatro México también se han hecho ensambles que incluyen a músicos sinfónicos bajo el nombre Rock Ópera. A ese escenario han asistido unas 300 personas y la Orquesta Sinfónica Nacional de Ecuador (OSNE) suele hacer versiones de temas clásicos del rock como interludio de los ensambles que ha montado junto a grupos como Bajo Sueños, de Cuenca.

“Se trata de interpretar los temas de la forma más fiel a la música original, los solos, coros y la parte armónica incluida”, explica Pazmiño. Para el tecladista, la ventaja de ejecutar covers es que hay una parte ganada: la afinidad del público con una banda. “No se parte de cero, como cuando se trata de música inédita”.

Lo póstumo, virtuoso o lejano
El guitarrista Chriss Guevara –quien integra Doktor Hell– realizó un homenaje a su maestro, Hittar Cuesta (1971-2018) el pasado 21 de abril en la Expobataka, en el auditorio de Eckomusic.

Los cuatro temas elegidos del disco El lenguaje de los espíritus (2000) –“Aves de acero”, “Dimensiones”, “Lidian para Satriani” y “Encrucijada”– fueron interpretados alternando con los comentarios del baterista Johnny Gordon, quien grabó la placa citada de Hittar Cuesta.

El bajista Pablo Monteros también estuvo en la alineación, él acompañó al lojano en España y Francia.

Mientras recuerda esa presentación, Guevara ensaya con Doktor Hell los temas de Judas Priest, banda a la cual le han dedicado un trabajo de 3 meses. “Con Daniel Calderón nos alternamos para hacer las líneas de Glenn Tipton y K.K. Downing”, el tándem clásico del conjunto inglés que visitará México en mayo.

“Tratamos de ser exactos, interpretar su música como en sus grabaciones más los arreglos que hacen en vivo”, dice Guevara. “Los tributos están de moda, sí, pero depende de los músicos y lugares la calidad de cada uno”.

El último proyecto del prolífico Cuesta fue Rain, una banda vocal que incluía temas de décadas pasadas. Pero las versiones no solo se hacen como homenaje póstumo o para quienes no han visitado el país. El 21 de abril también se interpretó un tributo a Megadeth, en el Mezquita Bar.

La banda que lo hizo fue Megamuertos, integrada por Pablo Cárdenas, Sergio Erazo, Moisés Candashi –miembros de Perversor– además de Cristian Viera y Esteban Góngora.

Cárdenas confirma que la fidelidad distingue a este tipo de covers, que lleva haciendo más de dos años, y coincide con Paúl Pazmiño en que sus otras bandas no han dejado de componer.

Pazmiño ha hecho arreglos para varios grupos y cuenta que su nueva banda, Across (Darwin Guamba en la voz, Mario Pazmiño al bajo y Johan Freire en batería) prepara un disco. “Alguien que pretende sobrevivir de la música necesita trabajar con distintas bandas y hacer proyectos propios y otros variados, como los tributos”. (I)

Tributos

Miembros de Doktor Hell

Christian Guevara (guitarra), Jo Salvador (voz), Miguel Patiño (bajo), Chiche Cáceres (batería) y Daniel Calderón (guitarra) serán los encargados de interpretar los clásicos de Judas Priest el próximo 5 de mayo. Esta banda-tributo se presentará en La Mariscal.

14 temas de Judas Priest serán interpretados por Doktor Hell, el 5 de mayo en el bar Epicentro Classic.

Tributo a Patán

En febrero del año pasado, el exvocalista de los argentinos Patán, Gabriel Oliverio, dio un concierto en el centro de Quito.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: