La velocidad mata a la veracidad periodística

- 15 de abril de 2018 - 00:00

Si bien los comunicadores sociales no somos expertos en matemáticas, no nos exime de buscar y encontrar la exactitud y precisión en cada nota publicada, para no vernos avocados a la siguiente ecuación: velocidad + falta de rigor periodístico = desinformación.

Para empezar la semana, en la página 14 del lunes se puso que el autor del artículo de opinión titulado ‘Corolario y señal esperanzadora’ es Galo Montaño Galarza, cuando en verdad lo escribió César Montaño Galarza.

En la página 7 del martes, en la nota ‘El Gobierno exalta a Leonidas Proaño como figura emblemática’, el resultado de la ecuación antes citada a manera de ejemplo, condujo a cometer un error en el texto (de 11 párrafos) y en el destacado (de 5 líneas). Se publicó que el ibarreño Marcelo Muñoz, secuestrado con fines extorsivos el 1 de junio de 2013 por un grupo irregular colombiano, es periodista.

Eso es falso. Quien escribió la nota tenía la obligación de verificar los datos, para que no le ocurra aquello de cerrar rápido y mal, bajo el argumento de que se juegan con las horas de cierre de la edición.

Muñoz no se dedicaba al periodismo ni a construir noticias ni textos, sino al diseño y edificación de obras públicas, pues su profesión es ingeniero civil. El desliz llevó a este Diario a publicar una rectificación en la página 9 del miércoles.

Otro error en el que la velocidad afectó la veracidad se dio en la nota de 5 párrafos de la página 3 del miércoles. Bajo el título de ‘El Tiempo’ saldrá con nuevo formato’, a propósito de que el diario fraterno cumplía 63 años, se indicó que circulará con nuevo formato y que para ello “los diseñadores Xavier Peña y Carlos Proaño (EL TELÉGRAFO) trabaron por más de cuatro meses en la nueva estructura del diario...”

No es lo mismo ‘trabar’, o sea dificultar o poner obstáculos a algo o alguien, que trabajar, es decir, esforzarse intelectual o físicamente para alcanzar una meta.

El periodista debe ser prolijo al momento de redactar y los editores de las distintas secciones meticulosos, rigurosos al revisar las notas. La información debe ser exacta. Los comunicadores deben ser conscientes de que tienen una responsabilidad social que cumplir y que la certeza debe ser su compañera inseparable. (O)
______________
Defensoría de las Audiencias, artículo 73 de la Ley de Comunicación.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: