Prefectura adelanta el rescate de 300 gatos en cárcel de mujeres de Guayaquil

- 10 de enero de 2018 - 00:16
Hasta el momento han sido recuperados 10 felinos en las visitas al Centro de Privación de Libertad Femenino.
Foto: Cortesía Prefectura del Guayas

Nathaly Toledo, directora de Bienestar Animal y Gestión Social a cargo de URRA, informó que la recuperación de los felinos en el reclusorio se inició hace varias semanas atrás.

La Unidad de Rescate y Recuperación Animal (URRA) de la Prefectura del Guayas emprendió una campaña para buscar hogares a los cerca de 300 gatos que habitan en los diferentes pabellones del Centro de Privación de Libertad Femenino, Regional Guayas, situado en el norte de Guayaquil.

Nathaly Toledo, directora de Bienestar Animal y Gestión Social a cargo de URRA, informó que la recuperación de los felinos en el reclusorio se inició hace varias semanas atrás.

“Los animales están distribuidos en los pabellones. Hay un sector en el cual unos 60 gatos enfrentan mayores problemas de salud y cuidado, hay otros grupos en otros pabellones, en los cuales lo que falta es esterilizarlos, vacunarlos y desparasitarlos para que puedan convivir con las personas privadas de libertad. Hay otros que están muy bien”, explicó Toledo.

La funcionaria comentó que el personal de URRA continuará yendo al reclusorio, atendiendo y llevándose a grupos de gatos en cada visita. “Hasta ahora ya nos hemos llevado 10 que se encuentran en recuperación o en proceso de curación y que actualmente necesitarán hogares”, dijo.

Toledo agregó que es indispensable trabajar en conjunto con la comunidad, pues no existe en Guayaquil un refugio tan grande que pueda acoger a 300 gatos.

“Necesitamos que la ciudadanía nos brinde su ayuda solidaria con donación de alimentos, pero sobre todo que les proporcionen espacios en sus hogares a los gatitos de la cárcel, ya sea como hogares temporales o para adoptarlos de forma definitiva”, explicó la funcionaria.

Según ella, la meta es que en el centro de reclusión quede solo una colonia felina controlada, no mayor a 30 gatos. Recordó que la Prefectura se encuentra además ayudando en todas las demás colonias y animales sin hogar que hay en la ciudad.

La vocera de URRA aseguró que los animales rescatados no representarán ningún peligro para la ciudadanía, puesto que estarán completamente tratados, recuperados, vacunados y esterilizados.

“Bajo ninguna circunstancia alguien recibirá un gato que sea feral (salvaje), no les haremos pasar una mala experiencia. Pero, la mayoría de los animales son muy sociables y acostumbrados al constante contacto con humanos”, señaló.

Las personas interesadas en realizar donaciones o en acoger a un “gatito de la cárcel” en su hogar pueden contactarse y dejar sus datos al correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: