Viernes, 13 Octubre 2017 00:00 Mundo

Las Autoridades reportaron 23 muertos

Barrios californianos del norte quedaron reducidos a cenizas

La devastación debido a los incendios en Sonoma es especialmente dramática en el barrio residencial de Coffey Park, en Santa Rosa, California.
La devastación debido a los incendios en Sonoma es especialmente dramática en el barrio residencial de Coffey Park, en Santa Rosa, California. Foto: AFP
Redacción Mundo / AFP

California.-

Los bomberos y servicios de emergencia no logran controlar los devastadores incendios del norte de California que dejan hasta ahora 23 muertos y más de 500 desaparecidos en medio de caóticas evacuaciones. Los vientos se reforzaron en las últimas horas y dificultan más las tareas de extinción del fuego que ya arrasó casi 70.000 hectáreas.

En total, las llamas destruyeron 3.500 edificios, incluyendo estructuras de todo tipo desde viviendas a comercios. Todas estas cifras son susceptibles de empeorar en los próximos días.

Las llamas estallaron el domingo por la noche cuando los fuertes vientos derribaron líneas eléctricas por toda la región, dando lugar a uno de los incendios más mortíferos en la historia de California.

Las imágenes de las televisoras locales muestran zonas completamente destruidas por las llamas, que dejan barrios enteros calcinados y edificaciones y autos reducidos a cenizas. La ciudad de Santa Rosa es una de las más afectadas.

Datos facilitados por el Departamento Forestal y de Protección contra Incendios de California apuntan a que aún hay 22 focos que avanzan por los condados de Sonoma y Napa, 2 zonas conocidas por ser un territorio de viñedos que producen un vino de gran calidad. (I)

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Twitter

Portada

Lea la edición impresa

Portada impresa

Google Adsense

 

Twitter ET