Los alharacosos

- 03 de julio de 2017 - 00:00

Luego de su derrota electoral, la derecha está delirante y extraviada, a tal punto que su candidato fue a recobrar fuerzas con un viaje placentero al exterior y a su arribo se autoeligió consejero del mandatario electo. Ya tenían la receta de la gusanera de Miami, ellos sabían que perderían las elecciones, pero los expertos le  recomendaron hacer alharaca del fraude y luego con una joya que les cayó como anillo al dedo la famosa ‘lista de Odebrecht’ y con esa cantaleta pensaron que ya ganarían las elecciones. Queremos la lista gritaban voz al cuello, secundados por los agentes infiltrados dentro de la falsa izquierda y organizaciones indígenas de derecha; la prensa corrupta y las cloacas con antena todos los días previos a las elecciones se desgañitaban exigiendo la lista. Hasta que apareció la lista y ahora el nuevo grito de batalla es la otra lista la de los peces gordos.

En realidad a la derecha le importa un comino encontrar los caminos para eliminar la corrupción, la derecha lo que quiere es sacar provecho político de las circunstancias y enfilar sus dardos para enterrar una posible candidatura de Correa en 2021. La derecha está acostumbrada a listas más largas y de jugosos repartos; a saber uno de sus más conspicuos representantes, ya fue o es abogado de la empresa corruptora brasileña, por qué no le piden la lista a él que es de su gallada.

Para los revolucionarios no hay problema de que salgan a la luz los corruptos involucrados dentro de sus filas, lo demostró Fidel cuando fusiló a uno de los sobrevivientes del Granma y Comandante de las fuerzas revolucionarias cubanas para la liberación de Angola.

Lo que deben tener los compañeros de la Revolución Ciudadana o Alianza PAIS, es fortaleza ideológica para resistir el embate de los alharacosos, la mejor arma ideológica con que los revolucionarios de izquierda resistimos hasta las torturas físicas es la ideología del socialismo. Recomiendo con mucha vehemencia a la militancia de Revolución Ciudadana o Alianza PAIS, una profunda capacitación ideológica que los fortalecerá para el combate en cualquiera de sus formas. 

 Salomón Fuentes Vidal

 

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: