El último 'hielero del Chimborazo' regresa a clases en campaña de alfabetización

| 14 de Septiembre de 2017 - 16:47
Baltasar Ushca, el último hielero de Chimborazo, durante el lanzamiento de la campaña.
FOTO: Foto: Elizabeth Maggi / EL TELÉGRAFO

La campaña de alfabetización y educación básica 'Monseñor Leonidas Proaño' fue presentada en Riobamba, con la cual se espera que 200 mil personas logren iniciar o completar sus estudios básicos.

En el auditorio de la Universidad Nacional de Chimborazo (Unach), decenas de personas acudieron para participar del evento que busca garantizar el derecho de la población a la educación.

Según el último censo de 2010, el Ecuador tiene una tasa de analfabetismo del 8,6% (cerca de un millón de personas). Esta iniciativa del Gobierno Nacional, a través del Ministerio de Educación, busca bajar esta cifra y plantea la estrategia para personas desde los 15 años en adelante.

El proyecto se basa en cuatro fases: el trabajo autónomo del estudiante en casa, para ello se le proveerá de un texto y audios para que pueda trabajar en su hogar. La segunda es el método utilizado por Monseñor Leonidas Proaño en el año de 1962, en el cual recurrió a la radio para alfabetizar, educar y evangelizar a los indígenas.

“Para ello tendremos la colaboración de radios comunitarias y de Radio Pública del Ecuador,que trasmitirán el programa de 15 minutos cada uno, en la mañana y en la tarde desde el 23 de octubre”, indicó Aleida Matamoros, subsecretaria de Educación Especial.

La tercera fase se enfoca en tutorías. Para ello 3.200 docentes a nivel nacional dictarán clases los sábados y domingos, y es en las aulas donde se reforzará lo aprendido durante la semana.

Por último, la colaboración de las universidades será fundamental en esta meta. “Los voluntarios nos ayudarán a fortalecer la educación integral, porque es necesario la ayuda para el progreso de los estudiantes”, acotó Matamoros.

Hasta el momento existen 6.000 inscritos, entre ellos Baltazar Ushca, el último 'hielero de Chimborazo', y su familia. Él señala que debido a las obligaciones de trabajo no pudo completar sus estudios, por lo que está contento de regresar a las aulas.

“Mi padre no nos puso en la escuela, teníamos que trabajar, pero ahora todos vamos a ir, incluso con mis hijos para que ellos también terminen sus estudios”, acotó Ushca, quien fue ovacionado por la multitud presente en el evento.

Con el objetivo de que más personas se inscriban, hay brigadas que acuden hasta las zonas rurales. Además, las autoridades solicitaron a organizaciones sociales, seguro social campesino y entidades públicas, para que informen a la población sobre el nuevo método de educación.

"Es un trabajo conjunto y nos sentimos muy orgullosos de que varias personas se den cuenta que la edad no es lo importante, sino las ganas que se tenga de aprender y culminar una meta”, señaló Fander Falconí, ministro de Educación.

El período de inscripción se mantendrá hasta el 30 de septiembre del año en curso y las clases iniciarán el 21 de octubre. Se prevé que los estudiantes culminen en julio de 2018. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: