Jueves, 19 Enero 2017 00:00 Política

La Ley de Comunicación prohíbe la concentración de medios y faculta el retiro de la concesión

El 'Fantasma' no concursa por frecuencias

El 'Fantasma' no concursa por frecuencias
Foto: Internet

La Arcotel está encargada de la primera fase del concurso público; la segunda etapa es un informe vinculante que está bajo la responsabilidad del Cordicom. Políticos se oponen al proceso.

Redacción Actualidad

El concurso de frecuencias del espectro radioeléctrico que se realiza por primera vez en el país ha pasado al plano político. Candidatos, tanto a la Presidencia como a la Asamblea, han pedido suspender el proceso aduciendo irregularidades.

Una de las quejas es que Ángel Remigio González González, apodado el ‘Fantasma’, quiere alrededor de 100 frecuencias entre radio y televisión, bajo la participación de 18 empresas. El magnate es uno de los ejecutivos de medios más exitoso del continente.

Ante estas aseveraciones, la directora de la Agencia de Regulación y Control de las Telecomunicaciones (Arcotel), Ana Proaño de la Torre, aclaró que la entidad ha investigado si existen vinculaciones entre empresas solicitantes de frecuencias y el ‘Fantasma’ y no encontró ninguna. “En  ninguna de las 18 empresas, tanto en la página web como en la Superintendencia de Compañías, está como accionista Ángel González. Estas denuncias son supuestas y no están basadas en hechos reales”.

La funcionaria aclaró que, aunque el aludido no consta como socio directo o representante legal, la Ley de Comunicación, en su artículo 112, numeral 5, contempla la terminación de la concesión de la frecuencia, que es por 15 años, cuando se comprueba una concentración.

“Hasta ahora no tenemos argumentos jurídicos que nos permitan no calificar los pedidos. Ellos han cumplido con los planes técnicos y de gestión”, resaltó Proaño, quien aclaró que aún no se sabe quién se adjudicará las frecuencias porque el proceso está en curso.

Las frecuencias eran una herencia

Una de las realidades en el país es que las frecuencias se manejaban como propiedad familiar. La directora de la Arcotel enfatizó que “las frecuencias eran pasadas de padres a hijos, como herencia. Ahora volvió al Estado la autoría y la gerencia del espectro radioeléctrico. Hay quienes dicen que han tenido una radio durante 80 años, cuando es un recurso del Estado, que pertenece a todos”.

Para Proaño, los ganadores serán los ciudadanos porque había personas que esperaban una frecuencia durante décadas. No les daban porque la renovación era automática y seguían bajo una misma familia.

Dos ejemplos de esos casos son los de Gonzalo Rosero, de Radio Democracia, y Diego Oquendo, de Radio Visión. Los comunicadores acudieron ayer al Consejo de Regulación y Comunicación (Cordicom) para exponer por qué se oponen al concurso de frecuencias. Ambos radiodifusores coincidían en que las autoridades no pueden ignorar a quienes tienen entre 30 y 45 años en el negocio. Rosero fue más allá y denunció que se quiere favorecer a los medios comunitarios.

La evaluación que hace el organismo técnico es sobre 100 puntos. Proaño explicó que existen 3 requisitos: tener un plan de gestión, viabilidad financiera del medio para los 15 años de concesión y estudio técnico.   

Adicionalmente se otorga un puntaje extra por experiencia. Quienes solicitaban una matriz sobre una repetidora también obtenían puntos adicionales y los comunitarios que pedían una matriz en una región tienen 30 puntos más. (I)

ENLACE CORTO

Documental del feriado bancario

Documental del feriado bancario

Especial

Especial

Últimas noticias

Google Adsense

 

VISITE NUESTRO BLOG

VISITE NUESTRO BLOG

Promo-galeria (2)