Comisión de la Asamblea también planteó el mecanismo como el más idóneo

Zonas en conflicto piden una consulta popular

| 24 de Agosto de 2017 - 00:00
Juval es un sector que reclaman Chimborazo y Cañar. Allí ondean banderas de la primera provincia.
FOTO: Foto: Elizabeth Maggi / para EL TELÉGRAFO

Chimborazo y Cañar reclaman 64 mil ha, de las que, según un decreto, el 70% pertenecería a esta última provincia.

Riobamba.-

Días atrás, autoridades de Chimborazo se reunieron para analizar un informe de la Comisión de Gobiernos Autónomos de la Asamblea Nacional, en el cual se expone el problema y posible solución al conflicto limítrofe entre esta provincia y Cañar.

A la reunión asistieron varios alcaldes, presidentes de juntas parroquiales y actores sociales, en la cual se conoció la posibilidad de realizar una consulta popular.

“Algo similar se efectuó en 2015 en el sector La Manga del Cura, que estuvo en disputa por varios años entre Manabí y Guayas, y que luego del proceso democrático de participación ciudadana pasó a pertenecer a la primera provincia. No queremos que este asunto se lo use políticamente, sino que se haga lo necesario para zanjarlo de la mejor manera”, indicó Lenín Tito, alcalde del cantón Pallatanga.

En el escrito se indica que el método pacífico para resolver la disputa es mediante consulta popular. “Estamos de acuerdo con esta sugerencia, la apoyaremos desde todos los frentes”, manifestó el prefecto Mariano Curicama.

Aún se desconoce la fecha en la que la comisión presentará el documento ante el pleno de la Asamblea, pero las autoridades de Chimborazo ya organizan una comitiva para estar presentes en el acto.

Los sectores por definirse abarcan las comunidades Juval  y Guangras, límite entre Chimborazo y Cañar. En este mismo sitio se disputan el lugar denominado Seteleg-Chunchi, sumando un total de 64 mil hectáreas no definidas.

El pasado 16 de mayo el expresidente Rafael Correa emitió un decreto, el cual señala que del total de área en disputa el 70% pasaría a la provincia del Cañar, mientras que el 30% se quedaría en Chimborazo.

“No queremos perjudicar a nadie, solo reclamamos lo que es justo y tenemos documentos para respaldar que el territorio chimboracense pertenece a esta provincia desde siempre”, acotó Carlos Aguirre, alcalde de Chunchi. (I)