Viernes, 04 Noviembre 2016 00:00 Quito

La Ruta Escondida, opción para el feriado

La parroquia de Perucho se caracteriza por sus grandes sembríos de naranja, cereza china, chirimoya, aguacate y guaba. Las fiestas parroquiales se desarrollan desde el 15 hasta el 29 de septiembre.
La parroquia de Perucho se caracteriza por sus grandes sembríos de naranja, cereza china, chirimoya, aguacate y guaba. Las fiestas parroquiales se desarrollan desde el 15 hasta el 29 de septiembre. Fotos: Álvaro Pérez / El Telégrafo

El trayecto abarca 5 parroquias rurales de Quito. Allí se tiene la opción de realizar camping y caminatas; visitar diversos atractivos naturales y patrimoniales.

Redacción Quito

Numerosos atractivos turísticos, así como gastronomía y actividades culturales alberga la ‘Ruta Escondida’ para los turistas nacionales y extranjeros.

Situada al nororiente de la capital, la ruta comprende 5 parroquias rurales de Quito: Puéllaro, Perucho, Chavezpamba, Atahualpa y San José de Minas.

Según Quito Turismo, la ‘Ruta Escondida’ es un camino precolonial construido por los indígenas.

A dos horas de la ciudad se sitúa el primer destino: Puéllaro, que encierra dos atractivos principales.  El primero es su templo, que data de 1888, y su antiguo cementerio.

César Cárdenas, coordinador del Consejo Zonal de Cultura y Turismo de la ‘Ruta Escondida’, indica que en esta parroquia los visitantes pueden disfrutar, también, de exquisita comida tradicional.

La ruta continúa por San Miguel de Perucho, donde los viajeros podrán escuchar el canto de los pájaros, especialmente en el parque Central. Así mismo, se puede admirar, por entre las rejas de las casas, los sembríos de flores.

Sandra Méndez, gestora cultural de ese circuito turístico, señala que en este poblado -relativamente pequeña- durante este feriado estarán disponibles la piscina parroquial y la iglesia. Esta última data del siglo XVII y es un atractivo.

El visitantes también observarán las lechuzas en la parte baja de la parroquia”. Así mismo, pueden degustar el zumo de mandarina y el sancocho peruchano, cuyo valor de este último bordea los $ 4. También  degustar el vino artesanal de mandarina y adquirir frutas como aguacate o babaco.

Para quienes deseen ir más lejos está Chavezpamba, situada a 2.130 metros de altura, a dos horas y media (en bus) de Quito.     

Debido a su clima subtropical, es idóneo visitar el Cerro Itagua, uno de los miradores naturales más impresionantes de la zona.

Los nativos de esa parroquia se especializan en la elaboración del pan de harina, por lo que Cárdenas sugiere a los visitantes disfrutar de este alimento.

Debido al feriado los dirigentes de esta parroquia organizaron cuatro actividades gratuitas para este sábado. Entre ellas, el paseo del chagra, en el parque central (11:00).

A la misma hora se realizará  el Festival Gastronómico y Productivo, en el patio del Gobierno Parroquial.

A las 15:00 se efectuará el ‘Toro Gol’ en el estadio parroquial. Finalmente, a las 20:00, se desarrollará el Festival de la Canción en el salón de la Junta Parroquial.

Cerca de allí está una zona donde se presume que el inca Atahualpa descansaba luego de sus batallas, por tal motivo “la parroquia adoptó su nombre”, indica un comunicado de Quito Turismo.

Méndez resalta que en Atahualpa existe una infinidad de espacios para los visitantes. Uno de ellos es el cementerio, considerado “una réplica en miniatura del existente en Tulcán, el cual estará abierto al público durante el feriado”.

El coordinador Cárdenas resalta que este panteón es el segundo cementerio ecológico de Ecuador.

En la parroquia, ubicada a 80 kilómetros de Quito, se puede acceder a un sinnúmero de cascadas y llegar desde allí a las lagunas de Mojanda.

Debido a sus tres climas (subtropical, templado y frío), Atahualpa es idóneo para realizar caminatas y cabalgatas. La información de esta última actividad es proporcionada en el parque central.

También existe una piscina parroquial disponible para los visitantes, especialmente en este feriado.

El camino de esta ruta termina en San José de Minas, que debe su nombre a que la zona estaba llena de minas de arena, piedra y cal y a la devoción de sus habitantes por San José. La parroquia tiene una legendaria iglesia, construida en 1832.

Antes de llegar al pueblo, los visitantes pueden disfrutar de balnearios y de la pesca deportiva.

María Gualán, oriunda de esa zona, invitó a la ciudadanía a que visite las parroquias que integran la ‘Ruta Escondida’.  “Es idóneo para que las familias que salgan de la ciudad puedan respirar aire puro”.

Méndez, gestora cultural, también motivó a quienes practican  ciclismo de montaña para que recorran las 5 parroquias.

Cómo llegar a las parroquias

Hay dos formas de recorrer la ‘Ruta Escondida’: en vehículo privado o en transporte público.

En cuanto a vías, una opción es la Panamericana Norte, que conduce al sector de Guayllabamba. Posteriormente, el visitante debe desviarse por el parque Jerusalem.

Desde esa zona se puede atravesar las cinco parroquias.

La otra vía es la antigua carretera Culebrillas, rehabilitada en 2014. Quienes usan transporte público deberán tomar un bus de la Cooperativa Guayllabamba, desde la estación del Metrobús, en La Ofelia.

A Perucho el pasaje cuesta $ 1,90; a Puéllaro $ 1,50; a Chavezpamba $ 2,10; a Atahualpa $ 2,25; y a San José de Minas, $ 2,50.

Cultura en Nanegalito

Al otro lado, en el noroccidente, cuatro actividades artísticas y culturales se efectuarán mañana en Nanegalito.

A las 09:00 arrancará la VII Feria agroecológica y gastronómica en el parque central. A las 11:00 se desarrollará el Desfile de la Confraternidad Nanegalitense, el cual recorrerá las principales vías de la población.

Ya en la tarde (14:00) está previsto el segundo show Socio-Cultural y Artístico.   Finalmente, un evento artístico tendrá lugar desde las 20:00 en la parroquia quiteña.     El acceso a estas actividades es gratuito. (I)

ENLACE CORTO