Trump planifica el envío de hombres a la Luna

- 13 de diciembre de 2017 - 00:00
→El Presidente de Estados Unidos aclaró que la intención no es llegar a la superficie y solo plantar la bandera, sino establecer una base hacia otros mundos.
AFP

→Este procedimiento tiene como objetivo establecer una base en el satélite natural de la Tierra para una futura misión que llegará a Marte en 2030.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, confirmó la intención de enviar astronautas a la Luna por primera vez desde 1972 con el objetivo de preparar una misión tripulada a Marte.

Cerca de medio siglo después del “pequeño paso para el hombre” y el “gran salto para la humanidad” de Neil Armstrong, a la Luna, satélite natural de la Tierra, vuelve a suscitar la codicia.

“Esta vez, no se trata solo de plantar nuestra bandera y dejar nuestra huella. Estableceremos una base para una misión a Marte y tal vez un día hacia otros mundos más allá”, declaró Trump en un acto en la Casa Blanca.

Flanqueado por el vicepresidente Mike Pence y varios astronautas retirados, el mandatario firmó una directiva pidiendo a la NASA que multiplique sus esfuerzos en las misiones tripuladas al espacio lejano, una prioridad para los legisladores de ambos partidos.

Celebrando la presencia de Harrison Schmitt, uno de los últimos estadounidenses en caminar sobre la Luna hace 45 años, Trump dijo que “hoy nos comprometemos a que él no sea el último”.

A fines de marzo Trump firmó una ley, aprobada por el Congreso, que definió las misiones tripuladas al espacio lejano como objetivo central de la NASA. El texto pedía a la agencia espacial estadounidense que trabajara por el objetivo de “una misión habitada hacia Marte en el curso de la década de 2030”.

A la Luna ‘para quedarnos allí’

Las administraciones estadounidenses impulsaron la idea de una asociación con el sector privado para resolver los innumerables desafíos logísticos que se plantean. Entre ellos la necesidad de trasladar suficientes alimentos y agua para trayectos de varios meses, si no años.

Elon Musk, director de SpaceX, y Jeff Bezos, propietario de Amazon, que creó la empresa espacial Blue Origin, se han reunido varias veces con los asesores de Trump tras su elección por este tema. Bezos señaló en enero en un documento sometido a la NASA que Blue Origins tenía interés en construir una nave espacial y un ‘aterrizador’ lunar capaces de asegurar un servicio de flete y módulos habitables en la Luna.

“La NASA está impaciente por poner en vigor la directiva presidencial tendiente a retornar a la Luna, viajar a Marte y, más allá, explorar (...) el sistema solar”, declaró Robert Lightfoot, administrador de la agencia espacial. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: