Defensoría busca réplica de la corte por desalojos en España

25 de enero de 2013 - 00:00

El defensor del Pueblo, Ramiro Rivadeneira, presentó una demanda ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), en la ciudad de Estrasburgo (Francia) el pasado lunes 21 de enero.

La petición presentada ante el TEDH por la Defensoría del Pueblo de Ecuador (DPE) busca promocionar, proteger y defender los derechos de los ecuatorianos, en esta ocasión, los que viven en España y que han sido afectados por la crisis hipotecaria, financiera y económica, desde 2008.

Desde diciembre de 2011, la DPE, junto con la Embajada ecuatoriana en el país ibérico, ha asesorado legalmente y de forma gratuita a los ecuatorianos perjudicados por los desahucios. Además, la entidad de defensa ecuatoriana contrató a un grupo de abogados para auspiciar algunos casos ante la justicia española.

Uno de los procesos seleccionados para presentar ante la TEDH es el de Luis Ariolfo Solórzano, oriundo de Macas, en el cual se agotaron todas las instancias judiciales españolas.

Solórzano reside en España desde 2003 junto con su esposa, Fabiola Uzho, y sus dos hijos. Desde ese año hasta 2008 trabajó de forma continua en el área de la construcción, lo que motivó a la pareja a pedir un crédito hipotecario para tener su propio departamento.

Pero hace 5 años, Luis tuvo un accidente laboral y perdió la movilidad del pulgar de su mano derecha, lo que impidió que continuara trabajando hasta la actualidad.

“Cancelaba letras de entre 900 y 1.000 euros, 725 eran de intereses y 220 ó 230 de capital. Hice cuentas y pagaba 800 euros mensuales, en 5 años había cubierto 100.000. ‘Si no quieres pagar atente a las consecuencias’, contestó la entidad bancaria cuando quise llegar a un acuerdo”, mencionó Luis Solórzano al recordar la amenaza del banco que en octubre del año pasado le informó que había iniciado un procedimiento de ejecución hipotecaria donde exigía la cancelación de 173.000 euros durante 40 años por un departamento que está valorado en 75.000.

“Los que más han sufrido son los ecuatorianos que vinieron de afuera. Ha sido un engaño pero ¿por quiénes? Según el Gobierno español, son seres mezquinos y malos pero hay una ley que se los permite, una ley hipotecaria que ya está denunciada en Europa”, expresó Lorenzo Higueras, activista del movimiento español 15M, o de los Indignados.

Finalmente, el 3 de diciembre de 2012, después de varios procesos legales que rechazaron los juzgados españoles, se informó por escrito a Solórzano que su vivienda sería subastada y que debían desalojarla.

Por tal motivo, la Defensoría del Pueblo escogió el caso de Luis Solórzano como uno de los principales procesos a presentar ante el TEDH.

De acuerdo con el DPE, se encontraron varias causas de incumplimiento de derechos humanos y privación de justicia, entre ellas, violación del derecho a la defensa, desde el momento que Solórzano firmó el contrato hasta la ejecución hipotecaria, ya el deudor no tiene la posibilidad de impugnar por sus derechos fundamentales.

La entidad de defensa busca que el Tribunal Europeo se pronuncie en este caso para crear un precedente sobre el perjuicio de los desahucios en España a la vez que pide que el reino de España modifique su normativa en materia de vivienda, que data de 1900 y provoca la violación constante de los derechos humanos.

Para la institución, este litigio representa la situación de muchos compatriotas. El pronunciamiento del TEDH ayudaría a crear un nuevo marco normativo que permita a los ecuatorianos residentes en España superar el conflicto ocasionado por la crisis hipotecaria.

También buscan promover el acceso a la vivienda social como una garantía para que los migrantes tengan una vida digna. El TEDH es la máxima autoridad judicial para la garantía de los derechos humanos y libertades fundamentales en Europa.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: