Ecuador, 05 de Diciembre de 2022
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo

Sin detectarse aún el foco de contaminación del agua

Sin detectarse aún el foco de contaminación del agua
18 de junio de 2013 - 00:00

Luego de que el último fin de semana se detectó una contaminación del agua que sale de los grifos con algún combustible en la ciudadela 9 de Octubre, de Huaquillas,  la Gobernación de El Oro pidió una inmediata  investigación.

El titular de ese despacho, Carlos Zambrano, llamó a los representantes de la Empresa Municipal Regional de Agua Potable de Arenillas y Huaquillas (Emrapah) y del Ministerio del Ambiente, para que indaguen lo sucedido.

La contaminación fue denunciada la tarde del viernes por habitantes de la parroquia urbana Milton Reyes, en la ciudadela 9 de Octubre. 

Zambrano aseveró que conoció del caso el mismo viernes cuando los moradores afectados llamaron a las radios locales para denunciar que de sus grifos estaba saliendo agua con combustible.

“De inmediato comuniqué a la jefa política del cantón para que recorra la ciudadela y tome muestras del líquido. Estamos a la espera de que el Ministerio del Ambiente se pronuncie. Nosotros ya hemos enviado un oficio para que intervenga en este grave hecho”, manifestó.

Añadió que la inspección de la funcionaria se la realizó el sábado en horas de la tarde.
El representante del Ejecutivo indicó que el informe elaborado por la jefa política señala que el agua está mezclada con combustible.

Este particular fue comunicado de inmediato a las autoridades competentes.
“La semana pasada, concretamente el día miércoles y jueves, hubo un operativo de contrabando de combustible en el canal internacional, donde se allanaron varias bodegas clandestinas. Presumimos que los contrabandistas al verse sorprendidos regaron las gasolinas para despistar a las autoridades provocando que se mezcle con el agua que ingieren los ciudadanos de este sector de Huaquillas”, expresó.

Agregó que durante el recorrido de la jefa política se detectó que en la ciudadela 9 de Octubre es donde más salía el líquido combinado con el derivado del petróleo.

Sin embargo, en otros barrios aledaños también pudieron ver una contaminación, pero en menor cantidad.

Los ciudadanos optaron por no ingerir el fluido. Ayer tenían las llaves abiertas para que salga toda el agua contaminada. Por lo pronto están consumiendo el agua de tanqueros que llega a sus casas.

Contenido externo patrocinado