Semana del 19 al 25

Las firmas de los periodistas

- 25 de marzo de 2018 - 00:00

¿Por qué en EL TELÉGRAFO aparecen notas firmadas y otras anónimas? Es la pregunta que esta semana nos hicimos al revisar con detenimiento las ediciones de cada día. ¿Existen preferencias de los directivos para que aquello suceda? ¿Hay normas que establecen cuándo un periodista puede poner su nombre o cuándo deben autorizarlo para hacerlo?

Ni lo uno ni lo otro. Sin embargo sucede, porque en los diarios existe una confusión legendaria: muchos periodistas creen que la firma es un premio a la calidad de su texto, pero no es así. Con la firma el periodista se responsabiliza públicamente de lo que ha escrito y, en consecuencia, de las consecuencias que pudiera generar la nota.

En grandes diarios del mundo, como The New York Times o The Guardian, aparece la firma del periodista en cada texto, aunque sea solo de una columna y se publique en portada.

El resultado es notable: el periodista, al conocer que irá su firma en la información que se publicará en el periódico, pone más cuidado, se vuelve más riguroso y, al día siguiente, si lo ha hecho bien, siente orgullo por su trabajo porque va construyendo no solo una reputación personal sino también un mayor sentido de su deber frente a los lectores. Hay que firmar, entonces. Sin prejuicios ni temor. El anonimato nunca es aconsejable, mucho peor en un medio público.

El problema de suponer
En algunas notas de EL TELÉGRAFO se leen informaciones en las que el periodista supuso que todos conocemos los temas que redactó. Como consecuencia, el lector se queda con más preguntas que respuestas.

Los maestros del periodismo nos contaron la historia del marcianito que aterriza en nuestro planeta, baja de su nave, encuentra un periódico y no comprende lo que lee.

El titular y la información deben ser claros, precisos, redondos y contextualizados. Así de fácil: no dar nada por hecho. Duda y acertarás.

La esquina del lugar común

“Tomar al toro por los cuernos”
“El flamante presidente del Perú”
“Fue peor el remedio que la enfermedad”
“La vicepresidenta tuvo una apretada agenda”
“Hay luz verde para el juicio a Baca”

______________
Defensoría de las audiencias, artículo 72 de la Ley Orgánica de Comunicación.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: