Especial

Deportistas ganaron 429 medallas en los últimos cinco años

- 20 de mayo de 2017 - 00:00
Andrés Montaño, campeón de lucha grecorromana.
Foto: José Morán / EL TELÉGRAFO

Un promedio de 250 a 300 atletas de las 24 provincias del país se han beneficiado desde 2013 del Plan de Alto Rendimiento.

El balance en cuanto a resultados de los deportistas ecuatorianos en torneos internacionales (Grand Prix, sudamericanos, bolivarianos, panamericanos, campeonatos mundiales y en las Olimpiadas) es satisfactorio en los últimos años. La consolidación del sistema deportivo que se implantó desde hace 10 años, a través del Ministerio del Deporte, mejoró el rendimiento y la calidad de vida de los atletas.

Uno de los proyectos que se impulsó durante el gobierno saliente es el Plan de Alto Rendimiento (PAR), que comenzó en 2013. Del PAR se han beneficiado un promedio de 250 a 300 deportistas de las 24 provincias del país.

Esta iniciativa financia cuatro rubros: eventos de preparación y competencia; incentivo deportivo; necesidades del deportista, ya sean específicas, generales o académicas, y finalmente  honorarios del equipo multidisciplinario. En 2013 se favorecieron 278 deportistas con una inversión de $ 10’121.429; en 2014 fueron 243, con $10’774.096; en 2015, 305, con $ 13’054.365; en 2016, 310 atletas, con $ 11’245.202, y para este año son 243 deportistas, con un financiamiento de $ 8’000.000.

Entre 2013 y lo que va del año, los deportistas han ganado 429 medallas (110 de oro, 133 de plata y 188 de bronce). En los Juegos Bolivarianos y Panamericanos es donde más resultados positivos han obtenido los ecuatorianos. Así como también en los campeonatos mundiales prejuveniles y juveniles. Entre los Bolivarianos de 2001 (Ecuador) y 2005 (Colombia) el país logró 474 medallas (71 de oro, 134 de plata y 269 de bronce).

Mientras que entre el 2009 (Bolivia) y 2013 (Perú) acumuló 499 preseas (110 doradas, 151 de plata y 238 de bronce).

Ecuador, desde el 2001, se ha venido manteniendo en el tercer lugar del medallero bolivariano, por debajo de Venezuela y Colombia. En cuanto a preseas de oro ganadas entre 2001 (46) y 2013 (66) hubo un crecimiento del 43,47%.

Los Juegos Bolivarianos de Trujillo fueron históricos para el deporte ecuatoriano, donde 572 deportistas participaron junto a 162 técnicos, médicos y cuerpo de apoyo en 41 disciplinas. La nadadora Samantha Arévalo (de Morona Santiago) fue la destacada con más medallas: 2 de oro, 3 de plata y 4 de bronce.

En los Juegos Panamericanos también ha repuntado el deporte nacional.

Ecuador se ubicó en el noveno lugar de los Juegos Panamericanos de Toronto 2015, donde obtuvo 32 medallas: 7 de oro, 9 de plata y 16 de bronce, con lo que logró su mejor actuación histórica desde su primera participación en 1951.

En los XIV Juegos Panamericanos de Santo Domingo (República Dominicana) 2003 apenas alcanzó 3 de oro, 1 de plata y 5 de bronce. Los logros aumentaron en Río de Janeiro (2007), donde consiguió 5 doradas, 4 de plata y 10 de bronce. En Guadalajara 2011 el país había tenido su mejor participación en Panamericanos, donde ganó 24 medallas: 7 de oro, 8 de plata y 9 de bronce.

En los Juegos Olímpicos de Río 2016, Ecuador participó con 38 deportistas, la delegación más grande de toda la historia en el certamen.

Dentro de esta década y de la creación de los proyectos deportivos, la pesista Alexandra Escobar (cuarta en Río 2016), fue la que más destacó. La esmeraldeña, que completó su cuarta olimpiada, obtuvo en Río un diploma olímpico. Además se le otorgó un reconocimiento a la pesista Neisi Dajomes, quien quedó en séptima posición al levantar 237 kilogramos en su categoría (69 kg).

En Río también ganaron diplomas olímpicos los boxeadores Carlos Quipo y Carlos Mina. Así mismo se dio por primera vez la participación más grande en los Juegos Paralímpicos, con seis deportistas y un guía.  

En los campeonatos mundiales también se han consagrado algunos deportistas ecuatorianos. Neisi Dajomes fue campeona mundial juvenil en Georgia 2016; Angie Palacios, bicampeona mundial prejuvenil de pesas en Bangkok 2016 y 2017; Jorge Bolaños, oro en Mundial de Patinaje de Kaohsiung, China, en 2015; José Castillo, campeón sénior (83 kg) en el Campeonato RAW de Levantamiento de Potencia de Salo, Finlandia; Jonathan Amores, subcampeón mundial juvenil de los 10 km marcha en Polonia 2016; Doménica Azuero, campeona mundial en la prueba por eliminatoria de BMX en la categoría júnior, en Rotterdam, Holanda, 2014, y  la vallista Maribel Caicedo, campeona Mundial de Menores en Cali 2015.  

Ecuador también hizo historia el mes pasado al clasificar por primera vez en relevos 4x100 a un Mundial de Atletismo. Las ‘gacelas’ Ángela Tenorio, Marizol Landázuri,  Yuliana Angulo y Romina Cifuentes quedaron en séptimo lugar en el Mundial de Relevos en Bahamas.

Entre 2007 y este año el logro deportivo más importante para el país fue conseguido por Jefferson Pérez en las Olimpiadas de Pekín 2008. El cuencano obtuvo la medalla de plata en los 20 km marcha. En Atlanta 1996 ganó la primera y única medalla olímpica de Ecuador.

Atletas resaltan PAR

Tres deportistas consultados por EL TELÉGRAFO destacan lo importante que ha sido el Plan de Alto Rendimiento (PAR) dentro de su preparación. Ellos forman parte del PAR.

Para el triatleta cuencano Juan José Andrade hubo un cambio positivo en la última década, ya que la creación del plan permitió que el deporte en el país se profesionalizara a un rango más alto “ya que antes estaba limitado solo a un grupo pequeño de deportistas”. “Esto debido a que el apoyo de la empresa privada en el país es muy malo, casi a nadie le gusta apoyar a los deportistas o solo apoyan cuando se trata de deportistas con una trayectoria sobresaliente, es por eso que antes era casi imposible para un atleta joven dedicarse íntegramente a esta profesión”, resaltó el multideportista, quien aspira que el nuevo gobierno mantenga el PAR.

A criterio de la maratonista ambateña Rosa Chacha el deporte tuvo un giro de 90 grados desde 2007, sin embargo pide que se hagan algunos ajustes. “Por parte del Estado la intención es buena, pero hay que mejorar la dirigencia. Hace 10 años no tenías casi nada de apoyo. Es por eso que debíamos competir todas la carreras de calle para poder ganar algo de dinero y poder subsistir. Hoy nos concentramos en las competencias oficiales y que están dentro de la planificación”, subrayó. Por su parte, el boxeador guayaquileño Carlos Mina dijo que el plan debe seguir, ya que el deporte está mejor que nunca.   

“Nos ha permitido desarrollar entrenamientos y competir en torneos internacionales. Tenemos un sustento que nos ayuda con nuestras familias. Antes no había esto. Si el plan se acaba también termina el deporte para muchos, ya que ahora de esto vivimos”. (I)

Carlos Mina, boxeador ecuatoriano. Foto: Miguel Castro / EL TELÉGRAFO

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: