Cueva apunta a los Juegos Panamericanos de Lima 2019

- 21 de junio de 2019 - 19:15
El guayaquileño es la carta fuerte del tiro olímpico ecuatoriano para los próximos Juegos Panamericanos.
Foto: José Morán / El Telégrafo

Yautung Cueva dejó el canotaje en 2014 para buscar un trabajo que le permita mantener a su pequeña hija y a su esposa. Había competido 12 años en la selección nacional, en la modalidad kayak, pero sin ningún rédito económico, pese a ganar medallas bolivarianas, sudamericanas y panamericanas.   

Pero necesitaba un ingreso fijo para su familia. Por eso dejó de remar y se presentó a una convocatoria de la Federación Ecuatoriana de Tiro Olímpico (FETO), que buscaba un preparador físico.

Al principio se hizo cargo exclusivamente de la preparación física de los seleccionados, pero después, ante la falta de un entrenador, le pidieron que asumiera también la parte técnica. Pero Cueva no sabía nada sobre el tiro olímpico ni sus reglas.

Aceptó el pedido de los dirigentes pensando que sería momentáneo y empezó a leer libros y a ver videos sobre esta disciplina. Por eso, su formación es totalmente autodidacta.

El tiro olímpico es una de las distintas especialidades del tiro deportivo. Se divide en dos modalidades: la de precisión, cuyo objetivo es alcanzar un blanco estático o móvil, y la de plato, en la que se debe romper platos lanzados por las máquinas específicas de cada modalidad.

La madurez mental y la disciplina adquiridas en el canotaje le ayudaron a sobresalir en poco tiempo en el tiro olímpico. Destacó en torneos nacionales como mejor novato hasta que en 2017 consiguió su primera medalla en un torneo de ciclo olímpico: bronce en la modalidad pistola 25 metros en los Juegos Bolivarianos Santa Marta 2017.

Pero no fue la única. Un año después, en los Juegos Suramericanos Cochabamba 2018 se colgó la presea de plata en la modalidad dobles mixtos, junto con Marina Pérez. Ese día lloró.

Lloró porque esa medalla impidió su retiro definitivo del deporte. Hasta ese momento no formaba parte del Plan de Alto Rendimiento, pero esa presea sudamericana hizo que entrara.

“La medalla de bronce bolivariana no me alcanzó para entrar en el plan. Pero la de Cochabamba sí, lloré de emoción. Yo tenía en mente que, si no subía al podio, me retiraría. No podía seguir en esto gratis”, contó Cueva, quien en su adolescencia se probó sin suerte en natación, básquet y tenis de mesa.  

Joselito Padilla, presidente de la FETO, destaca la fortaleza mental que tiene Yautung. “Él vino de un deporte donde se usa una gran cantidad de energía y esfuerzo físico. Aquí en tiro lo que sobresale es la capacidad de controlar las emociones y estar lo más calmado posible. Admiro ese control que ha logrado”, manifestó el dirigente.

Ahora su gran objetivo son los Juegos Olímpicos Tokio 2020, pero antes de eso tiene en la mira los Juegos Panamericanos Lima 2019. El torneo más cercano que tiene Cueva es el Iberoamericano de Chile, que servirá como preparación para los Panamericanos.   

En los Juegos de Lima 2019 también competirán por Ecuador: Marina Pérez (pistola femenino), Sofía Padilla (rifle femenino), Ana Cruz (rifle femenino), Diana Durango (pistola femenino). También Cristian Santacruz (rifle masculino), Danilo Camacho (rifle masculino) y Mario De Gena (escopeta). (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: