Sebastián se apunta en otro reto

- 22 de febrero de 2020 - 00:00

Guayasamín, piloto ecuatoriano, debuta hoy en el Mundial de Rally Cross Country, cuya primera etapa se disputa en Catar.

Sebastián Guayasamín no se detiene. El piloto ecuatoriano impuso su marca al ser el primer ecuatoriano en el Rally Dakar y hoy se convertirá en el primero también en competir en un Mundial de Rally Cross Country.

La experiencia que le brindaron sus participaciones en el Dakar y otras competiciones regionales, le permitirán adaptarse sin problemas a un vehículo nuevo y a un nuevo formato de competición.

Después de su actuación en el último Dakar, en el que terminó en el puesto 44, recibió la invitación para correr en el Mundial de Rally Cross Country, por parte del equipo francés Xtreme Plus.

Apenas tuvo tres semanas para armar el proyecto y con el respaldo de Petroecuador logró obtener los recursos, para competir en las cinco fechas entre febrero y octubre. La marca francesa cubre el 60% de su participación.

“Estamos muy entusiasmados por este nuevo desafío. Será mi primer mundial y mi primera vez compitiendo en Catar”, dijo el conductor.

El último Dakar se corrió en Arabia Saudita, vecino de Catar. Sin embargo, las condiciones no serán iguales, porque en Arabia incluso hubo días de mucho frío; ahora el calor se sentirá aún más.

Esta vez estará acompañado por el copiloto argentino Ricardo Torlaschi, en lugar de Mauro Lípez, también de Argentina. Lípez quería pasar más tiempo en su hogar y por ello desistió de acompañar a Guayasamín en este reto.

Además, le respondió a su compañero que físicamente no estaría al mejor nivel, pues recientemente estuvo como director del Campeonato de Navegación Argentino, que por importancia es actualmente el más destacado de Sudamérica.

Torlaschi acumula 10 participaciones en el Rally Dakar y fue navegante de figuras del automovilismo como Xavier Pons, de España o Federico Villagra, de Argentina.

La dupla se enfrentará en Catar a un recorrido de 2.200 kilómetros en cinco días, a través de la zona desértica de ese país.

Guayasamín y Torlaschi serán los corredores que más distancia viajaron, desde Ecuador y Argentina, respectivamente, para llegar a la prueba.

Eso sí, la adaptación al nuevo huso horario será muy corta, pues llegaron ayer y mañana ya deberán estar en su vehículo. No han tenido la oportunidad de estar sobre él, pero por su experiencia en varios automotores, explicó que no será difícil acoplarse.

“No veo un problema ahí. Luego de manejar un auto de 6.200 cc (en Dakar), pasar a uno de 1.000 cc  sería más sencillo. Podría ser el punto débil, pero con ese antecedente espero hacerlo bien”, dijo.

La diferencia con el Dakar radica en que tendrán un descanso más apropiado. Como Catar es pequeño, la competencia repetirá trazados en las etapas, por lo que al final del día podrán ir a un hotel a descansar y no en carpas en campamentos como en el Dakar.

El campeón defensor
El último ganador en Catar, el local Nasser Al-Attiyah, estará en la competencia como uno de los máximos exponentes, con el equipo Toyota Gazoo Racing.

Su escuadra participará en la categoría T1 y en la T3, justo en la que competirá el ecuatoriano. Además de Guayasamín, estarán pilotos de otras 17 nacionalidades en la prueba catarí.

Otros referentes que estarán son el ruso Aleksei Shmotev, el árabe Saleh Alsaif, el húngaro Balazs Szalay, el holandés Kees Koolen y el polaco Jakub Przygonski. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Últimas noticias
Medios Públicos EP