Gigante sobre la pista

- 14 de marzo de 2020 - 00:00
En julio competirá en el Mundial de Atletismo Sub-20, que se disputará en Nairobi, Kenia sobre la pista
Foto:Cortesía Concentración Deportiva de Pichincha

La atleta de velocidad continúa en ascenso en su carrera. Los 200 metros son su especialidad y busca acceder a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Anahí Suárez ya no se siente chiquita. Ese sentir invadía su cuerpo cuando veía a sus rivales, pero ya no. Dejó de ser esa atleta que pensaba que era inferior y ahora está más segura de sus capacidades.

A pesar de que se sentía así, las medallas y los éxitos salieron a flote. Con más experiencia y con solo 19 años, ya es el presente y futuro del atletismo ecuatoriano.

La imbabureña se reflejaba mucho en Ángela Tenorio, su compañera velocista. Ella la acogió casi como una hermana y siempre estuvo pendiente de su progreso en las pistas.

“Ella puede ser mejor que yo, porque nunca hay que ser igual a otra persona. En este año puede lograr la medalla mundial y ojalá estemos juntas en los Juegos Olímpicos”, dijo Tenorio sobre Suárez.

Su crecimiento ha sido sostenido y no por nada, desde el año anterior, fue fichada por el club Benfica, al que representa en pruebas de atletismo en Portugal y Europa.

Ella compite en los 100 y 200 metros planos, pero su especialidad es la distancia mayor.

Su vínculo con el club de Lisboa se dio el año pasado y firmó por cuatro temporadas. Ojeadores del club la vieron en el Meeting de Lisboa de 2019, donde Suárez ganó las pruebas de los 100 y 200 metros.

“Ha sido una gran experiencia, que me ha servido para mejorar mi técnica y mis tiempos. He competido muchísimo por mi club y he podido prepararme para lograr la marca para Tokio”.

Desde la próxima semana estará, junto al equipo de atletismo de Ecuador, en un campamento de entrenamiento en Estados Unidos por 34 días.

Si no hay ningún cambio, ante la emergencia por el coronavirus, realizarán esos entrenamientos en Norteamérica. Caso contrario permanecerán en Quito para entrenar en la pista de Los Chasquis.

Su objetivo central será el Mundial de Atletismo Sub-20, que se celebrará entre el 7 y el 12 de julio en Nairobi, Kenia. Su entrenador Nelson Gutiérrez se mostró optimista de que podrá traer una medalla.

Su especialidad son los 200 metros, pero no fue de la noche a la mañana. Es más, al inicio no le gustaba esa distancia y prefería los 100 metros.

Sentía que era muy cansado para sus capacidades, pero con el tiempo se dio cuenta de que su rendimiento era mejor. Optimizó su resistencia y su técnica para ser una de las figuras.

“Debía corregir el remate y la salida, porque salía lento y después quería recuperar, pero no me quedaban piernas para rematar. Ahora hago una carrera inteligente”.

Por ahora su mejor marca en los 200 metros es de 23,36s. Por los test que ha hecho últimamente pretende bajar su registro a 22,80s o 22,70s.

“Estoy preparada para lo que se viene. En los test he hecho cosas que no había conseguido antes y eso me pone muy feliz. Que se vengan los retos y que venga quien sea; no tengo miedo a nadie”.

Suárez continúa en ascenso y dejó de creerse menos que sus rivales. Sus palabras transmiten seguridad y su ascenso constante le permite codearse con la élite, con el sueño de estar en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP