Las alcaldías aún son incipientes en trámites de temas ambientales

12 de febrero de 2012 - 00:00

Desde marzo de 2010, fecha en la que la Prefectura del Guayas recibió la competencia para otorgar licencias ambientales, se han entregado un total de 19 permisos y 85 certificados de viabilidad ambiental que han permitido la ejecución de distintos tipos de edificaciones en la provincia. No obstante, de estas cifras apenas tres procesos tuvieron como destino municipios guayasenses.

Las alcaldías beneficiadas con este tipo de licencias fueron la de Colimes para la construcción de la primera etapa del sistema de alcantarillado sanitario de la ciudad; la de Milagro para la operación y mantenimiento del relleno sanitario del cantón; y la  de Durán para la ejecución del proyecto de rehabilitación, mejoramiento y optimización del sistema de agua potable.

Antes de que la Corporación Provincial comenzara a entregar estos permisos, el Ministerio del Ambiente era la entidad encargada de llevar adelante los procedimientos. Según los registros en Guayas, solo seis municipios habían realizado estos trámites ante la Secretaría de Estado: 2 para el Municipio de Balao, 1 para  Naranjito, 1 para Yaguachi, y otro para el cabildo de Milagro.

Estos números reflejan la poca experticia por parte de los cabildos en estos ámbitos, al considerar que las licencias ambientales son necesarias para la construcción de cualquier tipo de edificación en la jurisdicción. Es decir, que el  bajo número de permisos otorgados es señal del poco emprendimiento en obras públicas por parte de los municipios guayasenses o, al menos, de la poca importancia que se le da a los temas ambientales a la hora de desarrollar proyectos.

El funcionario provincial agrega que la forma de manejarse de los municipios, a la hora de conseguir las licencias ambientales, “es incipiente, todavía no están conscientes de la importancia, repercusiones legales y los tiempos que este proceso toma”. 

Este último punto que manifiesta Urquizo es uno de los mayores conflictos que se presentan cuando se inician estos procesos. Para la emisión de las licencias ambientales, la Prefectura debe dar respuesta a 6 procesos establecidos  ordenanzas (ver infografía).

Completar todos estos pasos toma aproximadamente 5 meses, sin embargo, los atrasos de los promotores del proyecto hacen dilatar los plazos.

“Es importante señalar que para cada proceso a seguir en la Prefectura, el promotor  prepara la documentación, que corresponde en consecuencia al resultado o respuesta dada por la Prefectura (...) Hay por lo tanto un tiempo que es responsabilidad de los promotores que es variable y que puede tomar de 3 a 5 meses, o inclusive más tiempo”, manifiesta Urquiza.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: