El paso de los vehículos a los cantones orientales fue desviado

Los incendios forestales arrasan con más de 145 hectáreas de vegetación en Azuay

- 06 de enero de 2016 - 00:00
En el sitio conocido como el Tahual, provincia del Azuay, las llamas han consumido 93 ha de vegetación.
Foto: Cortesía/Secretaría de Gestión de Riesgos

Un total de 145,57 hectáreas de vegetación quedaron reducidas a cenizas en Azuay, debido a los incendios forestales de inicios de año.

El desastre de mayores proporciones, hasta el momento, ocurrió ayer en el sector de La Josefina, conocido también como el Tahual. En esta zona, en 1993, se produjo el deslave más grande que ha tenido el Ecuador.

Según el titular de la Dirección de Gestión y Riesgos Zona 6, Galo Sánchez en este lugar, hasta este martes se quemaron 93 hectáreas de matorrales y vegetación propia del lugar.

El incendio comenzó el lunes en horas de la tarde y hasta ayer no podía ser sofocado. Incluso la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE) y los agentes tuvieron que desviar el tráfico hacía los cantones orientales de la provincia.

El comandante del Cuerpo de Bomberos de Gualaceo, Santiago Lituma, aseguró que la mayor parte de la vegetación se quemó y eso era la que sostenía las rocas de la montaña.

En el futuro o cuando regresen las lluvias, enfatizó, podría desprenderse parte de la montaña. Hizo un llamado a los organismos responsables para que intervengan en este sitio y se evite que las piedras caigan a la vía, como ya sucedió el lunes en la noche.

Las quemas se registraron también en otros lugares de la provincia como: El Parque Nacional El Cajas, en Gualaceo, Nabón, Paute y Guachapala.

En este último, los bomberos junto a las comunidades trabajan, para evitar que las llamas se extiendan por las montañas. “Estamos actuando conjuntamente con todos los organismos de socorro”, dijo, Sánchez. El gobernador del Azuay, Juan Cristóbal Lloret, realizó un sobrevuelo por los sectores afectados y en especial por La Josefina. Al mediodía de ayer se activó el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) cantonal de Paute con el objeto de realizar un monitoreo de las zonas arrasadas por las llamas.

En tanto, los directivos de la Empresa de Telecomunicaciones, Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de Cuenca (Etapa) hicieron un llamado a sus abonados para que utilicen correctamente el agua potable. El gerente Iván Palacios dijo que la ciudad está pasando por una sequía bastante fuerte. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: