Portafolio Gráfico

Vertientes, ríos y cascadas temporales refrescan campos de la vía a la Costa

- 24 de junio de 2017 - 00:00
Foto: Néstor Espinosa / EL TELÉGRAFO

El invierno crea ambientes y paisajes únicos, efímeros. Solo duran los meses de lluvia; con el verano se transforman en polvo y piedras secas.

En un recorrido de solo 8 kilómetros, en la zona más poblada, de la vía a la Costa se encuentra desde pequeñas vertientes, ríos y hasta cascadas que son usadas por los ciudadanos para disfrutar los fines de semana o por los ciclistas y vendedores ambulantes para refrescarse luego de una jornada agotadora.

La mayoría de estos espacios se ha deteriorado por la voracidad de las canteras y las urbanizaciones. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: