Pablo Arosemena expresa que se debe apoyar las negociaciones con la Unión Europea

“El libre comercio es más eficaz que el proteccionismo”

- 27 de mayo de 2014 - 00:00
Pablo Arosemena Marriott. Profesión: Doctor en Economía. Experiencia laboral: Presidente de Inteligencia Estratégica (consultora de impacto económico de políticas públicas). Foto: Pilar Vera | El Telégrafo

Pablo Arosemena expresa que se debe apoyar las negociaciones con la Unión Europea

La Cámara de Comercio de Guayaquil (CCG), organismo que agrupa a miles de afiliados, en su mayoría pequeños y medianos comerciantes de Guayaquil y otras ciudades del país, ha mostrado frontalmente sus reparos a determinadas políticas comerciales del actual régimen, principalmente las relacionadas a la sustitución de importaciones que arrancó a finales del año pasado.

Pablo Arosemena Marriott, presidente de esa organización, insiste en que esta herramienta es equivocada, pero admite que el país ha avanzado en el tema laboral y que la voluntad de un acuerdo con la Unión Europea es algo positivo.

¿Cómo ha sido hasta ahora la relación de la CCG con el Gobierno?
Creo que las cosas siempre pueden ser mejores, cuando las relaciones se deterioran se debe a falta de comunicación, así que es necesario que esta fluya, lo que tampoco quiere decir que hablemos siempre el mismo idioma. Nosotros no somos los responsables de las políticas públicas, pero sí de defender los principios de libertad que fundamentan al gremio, y defender los intereses de los comerciantes. Aunque pienso que son más los aspectos en común que las diferencias entre el Gobierno y este gremio.

¿Cuál será su política al frente de la cámara en ese sentido?
Los comerciantes nos piden tender puentes y creo que hay que hacer el esfuerzo y dejar hasta la última gota de sudor en la cancha, pues el trabajo con el Gobierno puede resultar muy provechoso considerando que el comercio es la segunda actividad que genera empleo después de la agricultura. 2,2 de cada 10 puestos de trabajo provienen del comercio y esto contribuye al desarrollo.

¿Considera que ha existido en estos últimos años una escasa propuesta ideológica de parte de su gremio en defensa de la empresa privada y el capitalismo?
No es cuestión de gremios, sino de la sociedad en general. Se han despreciado las ideas en todos los ámbitos, bajo una pretensión de pragmatismo. Eso es algo que debemos aprender de la izquierda, que ha ganado espacio gracias a su preocupación por el estudio de las ideas, porque el debate diario requiere de reflexión y análisis. El rechazo al lucro privado viene del conservadurismo hispánico, y se mezcla en años recientes con las tendencias marxistas modernas, que detrás de un falso humanismo satanizan el principal motor del desarrollo humano: el ánimo de lucro del emprendedor.

¿Por qué no están de acuerdo con el tema de sustitución de importaciones?
Este es un tema sobre el que, de forma técnica y frontal, presentaremos propuestas, porque es una herramienta equivocada y que no funciona. El libre comercio es lo que siempre ha tenido este país y es más eficaz que el proteccionismo, porque lo que se busca es, ante una caída del precio del petróleo y menos ingresos, restringir las importaciones para evitar la salida de divisas y no tener un problema de balanza comercial. El asunto es que la balanza comercial no es lo más importante, porque ésta forma parte de la balanza de pagos que es más grande y que es donde se registran todas las transacciones del país con el resto del mundo, y que más allá de comercio exterior, incluye captación de capitales, remesas, donaciones, flujo de dinero.

¿Cuáles son sus puntos de acuerdo con el Gobierno?
Es muy positivo, por ejemplo, el tema de las negociaciones con la Unión Europea en busca de un acuerdo comercial; hay que apoyarlo. Hay sectores que dicen que debemos tener cuidado en algunos temas, pero creo que en Ecuador sobra gente inteligente para negociar con ese bloque. Pienso que una vez concretado este gran acuerdo, le va a hacer mucho bien al país porque traerá mayor acceso a mercados, generación de empleos y mejores negocios, y todo eso es positivo. Por otro lado, no debemos quedarnos cortos, debemos pensar también en cuáles serán los próximos acuerdos, con qué países y regiones, y en qué casos actuar con urgencia. Sería importante formar parte de la Alianza del Pacífico y tener intercambio con Chile, México, Panamá, Colombia, Perú. En esto tenemos que ser pragmáticos, los acuerdos garantizan que fluya el comercio y eso hacer que los emprendedores generen negocios.

¿En qué casos habría que tener cuidado?
Por supuesto hay casos en que todo se ve bonito en papeles, pero hay que tener cuidado para que no nos den ‘gato por liebre’. Compras públicas y propiedad intelectual son temas importantes, pero la firma es fundamental, esto lo sabe cualquier comerciante.

¿Cómo califica el proyecto de Código Laboral?
Se lo está discutiendo y eso es importante. Hay cosas que veo con buenos ojos, como la flexibilización de las horas laborales; es decir, que se cumpla la jornada laboral de 40 horas semanales, pero con la posibilidad para la gente que quiere trabajar, pero que por estudios u otros compromisos no puede hacerlo por 8 horas seguidas. También es eficaz para las empresas que quieran contratar más personas en horas pico.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: