Los DJ retro reactivan el negocio de los discos de vinilo

- 18 de mayo de 2018 - 00:00

A finales de los años 90 la industria musical optó por mudar del tradicional disco de vinilo en el que se grababan y comercializaban las producciones de todos los grupos y cantantes del mundo, al denominado disco compacto o CD.

El formato más pequeño desterró a los acetatos a las más oscuras bodegas.

La novedad tecnológica sedujo en un principio, pero en el país los vinilos volvieron de la mano de los viejos DJ de radio y discoteca, que incentivados por la nueva ola del gusto del público por las fiestas retro, lograron que los discos de 12 por 12 pulgadas resucitaran en el Ecuador.

“El sonido que le saca a los discos la aguja en los platos giratorios es único, además hay versiones que solo existen en acetatos”, comenta Carlos Villarreal, quien ahora se dedica a negociar los discos que guardó decepcionado porque ya no se vendían en el almacén que tenía, por la irrupción del CD, “que fue el inicio de la quiebra de los almacenes musicales porque son fáciles de piratear”, explicó.

“Hay un boom de fiestas retro y los DJ buscan estos discos infaltables”, comentó el hombre que está por cumplir los 60 años de edad, quien publica las novedades de los viejos discos que va sacando de la bodega, en su página de Facebook. “El precio depende del grupo o tema, un disco de edición nacional se vende en $ 10 mientras que los producidos en Estados Unidos o Europa llegan a costar hasta $100, como en el caso del rock clásico”.

Por amigos que residen en otros países consigue discos usados a precios bajos, “acá son caros por la demanda, el costo lo fija el cliente, pues algunos son difíciles de conseguir”, afirma Carlos, quien llega a tener en promedio 20 clientes mensuales, la mayoría DJ retro. Incluso hay tiendas en Quito que se han abierto en centros comerciales.

Polo Naula se ha dedicado a traer discos usados del exterior. “El tema ‘María’, por ejemplo, del grupo Blondie, se puede vender hasta en $ 40. Yo lo consigo un poco más barato pero hay que sumar el envío para ganar algo”. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: