“Pensar, aún no es ilegal”

- 12 de septiembre de 2018 - 00:00

Esta jam-session no es cachumbambé cartesiano, qué va, corresponde al barrio histórico y allá el swing comunitario aconseja: “¡Piensa! No es ilegal (todavía)”. Algo parecido debió decir el Abuelo Zenón, seguro que sí, pero este grafito es patrimonio cimarrónico de la nación del hip hop, desde que Georges Clinton, artista afroamericano, la escribió en la estepa rugosa de la memoria: “Think! It ain’t illegal (yet)”. El fútbol se juega con todo el cuerpo, combas y quimbas son destrezas inventadas por el cerebro, principal elemento del espectáculo. “Deporte de caballeros jugado por gamberros”, castiga al balompié aquella alevosía excluyente. Del rugby dice lo contrario.

¿Y si gamberrada racista baja de las tribunas? Entonces la respuesta clave es breakdown de decoro, de futbolistas como Johan Padilla y de periodistas como Mario Canessa. Los caciques de la Federación Ecuatoriana de Fútbol se desentendieron. El axê del deportista y del buen comentarista eleva el nivel de confianza en la digna vergüenza colectiva, el pesimismo muestra su fealdad en la cobardía de muchos intentando disfrazar las expresiones de racismo duro y conchudo. Que si “las calenturas del juego”, que “chiste de mal gusto”, que “ay, no es para tanto”. ¡Tonterías! El racismo no es torneo de opiniones; fuerte, claro y sin disonancias: es delito penal, es ruindad y sobre todo es alevosa inferiorización de las personas.

Las autoridades deportivas del Ecuador se acostumbraron a trasladar el acto criminal a un punto muerto hasta el siguiente episodio de desprecio racializado. Jamás ha faltado alguien que responda por la dignidad del colectivo. México, 1968, en los Juegos Olímpicos, John Carlos y Tommie Smith con el puño en alto enguantado de negro; por estos días, Colin R. Kaepernick, rodilla en tierra mientras suena el himno de los Estados Unidos; en nuestro país, unas semanas atrás, Johan Padilla mostró su noble descontento con lenguaje corporal. Ese hermano consagra nuestro respeto comunitario. (O)