Vía Saracay-Piñas sigue sin concluir

- 06 de junio de 2018 - 00:00
Luego de que la corriente se llevara la calzada en marzo de 2017, el tramo fue recuperado para la circulación, pero los trabajos no finalizan hasta hoy
Foto: Néstor Espinosa / El Telégrafo

Un año y tres meses después de que la cascada Las Bateas, en la vía Saracay-Piñas, se desbordara y destruyera completamente la calzada, la reparación no concluye.

Pese a que el tramo, de no más de 60 metros, está habilitado a la circulación vehicular aún no ha sido adecentado completamente y carece de carpeta asfáltica.

“Ese sector es peligroso por los precipicios y de ningún lado de la carretera hay señales que adviertan que uno se acerca a una parte sin asfalto”, se queja María Novoa, quien utiliza la vía hasta tres veces por semana para transportar animales.

Teófilo Cañar, conductor de bus interprovincial, explica que el sitio sigue siendo peligroso para los vehículos grandes, ya que algunos desniveles son bien marcados y pueden causar accidentes.

Giovanni Torres, quien se dedica al comercio de aves de corral, no entiende por qué después de tanto tiempo los organismos provinciales no concluyen los trabajos. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: