El municipio invirtió $ 300.000 en los trabajos

Una casa que tiene vestigios patrimoniales es rescatada

- 31 de octubre de 2017 - 00:00
Foto: Archivo / Internet

Cuenca.-

Con una inversión de $ 300.000, la Casa Jesús Arriaga, conocida también como la Casa del Arco, fue entregada a la ciudadanía.

El local fue recuperado luego de un incendio y ser ocupado por personas con antecedentes, indicó Pablo Barzallo, director de Áreas Históricas y Patrimoniales de la Municipalidad de Cuenca.

“Aquí siempre en la noche entraba gente indeseable, no había cómo pasar”, comentó Amanda Gutiérrez, moradora del lugar.

La casona data de 1903 y fue propiedad del sacerdote Jesús Arriaga, además de religioso, quien fue historiador y se dedicaba a investigar sobre vestigios precolombinos.

En 1908 pasó a manos de la familia Durán, que la transformó en una quinta para labores agrícolas; posteriormente se entregó a ingenieros alemanes para la construcción del arco. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: