Torrente de agua y lodo obligó a la evacuación de 5 familias en Chimborazo

01 de diciembre de 2015 - 22:21
Aún se desconoce la causa de este incidente que provocó susto y miedo entre los habitantes de la comunidad Jarro Machay. Foto: Elizabeth Maggi / El Telégrafo

Cerca de 16 personas, entre niños y adultos mayores, tuvieron que salir de sus hogares la noche del martes porque sus viviendas se encuentran en una zona por la cual descendió agua, tierra, piedras y árboles.

Aún se desconoce la causa de este incidente que provocó susto y miedo entre los habitantes de la comunidad Jarro Machay de la parroquia San Andrés, en el cantón Guano.

"Solo escuchamos un sonido terrible, un vecino gritó que saliéramos de nuestras casas por el lodo que se nos venía encima, era como un río crecido, traía ramas y piedras inmensas", indicó Carmelina Paca habitante del sector.

Técnicos de la Secretaría de Gestión de Riesgos (SGR) manejan algunas teorías que serán analizadas por geólogos, la primera se presume que se trataría del deshielo de un bloque del nevado Chimborazo y, la segunda, un ojo de agua que se estaría abriendo paso.

Se presume que existiría una afectación en las faldas del nevado Chimborazo de más de 10 hectáreas, ya que el lodo arrasó con árboles e ingresó hasta las vías de segundo orden que unen a las comunidades.

"Todavía no podemos asegurar de que se trata o de dónde surgió el agua, pero por el riesgo de las familias se decidió que deben salir del lugar para evitar desastres mayores", señaló Jesica Silva, analista de Riesgos.

Los habitantes del sector fueron ubicados en hogares de familias acogientes, mientras que la policía permanece en el lugar para evitar que delincuentes aprovechen la ocasión y se sustraigan objetos materiales o los animales que reposan en las zonas cercanas.

Según los moradores de la comunidad no sería la primera vez que este tipo de eventos de la naturaleza se presentan en la zona, pero recalcaron que esta vez fue con más fuerza.

“En el mes de octubre ya bajó agua del nevado Chimborazo, pero no se sintió mucho, fue como un riachuelo, esta vez llegó hasta temblando con la tierra por eso pensamos que era un terremoto, fue un susto terrible”, indicó Pedro Jaya habitante de la comunidad.

Se tiene previsto que este miércoles geólogos acudan al sitio para verificar y realizar estudios en el nevado Chimborazo que arrojen resultados y una explicación certera. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: