Suspenden actividades mineras en zona afectada por deslave

25 de enero de 2013 - 14:00

El Viceministerio de Minas suspendió de forma temporal toda actividad minera en la zona de influencia directa al área del deslave en el cantón Ponce Enríquez, provincia del Azuay.

La decisión se tomó luego de un análisis técnico y un mapeo de riesgos elaborado por especialistas y geólogos de esta cartera de Estado como de la Agencia de Regulación y Control Minero (Arcom).

En la zona donde sucedió la tragedia existen trabajos de minería legal. El área está concesionada a la compañía Bella Rica conformada por 48 asociaciones de la que resultó afectada una, que es Pueblo Nuevo, sostuvo el viceministro Federico Auquilla.

Miembros del Cuerpo de Bomberos, Fuerzas Armadas y Policía retomaron este viernes las labores de rescate en el campamento minero, donde un deslave dejó ayer un saldo preliminar de tres muertos, ocho heridos y unos 15 desaparecidos.

Hoy se confirmó que los fallecidos son todos de nacionalidad peruana y han sido identificados como: Noé Abad Chamba, Saúl Girón Flores y Pedro Parra Cueva.

Mientras que los equipos especializados de los organismos de socorro continúan la búsqueda de un número indeterminado de personas desaparecidas que se cree están sepultadas en la mina.

Autoridades locales indicaron que unos 1000 metros cúbicos de montaña se vinieron abajo. Añadieron que unos 30 albergados se encuentran en una escuela de Bella Rica.

Sobrevientes de la tragedia colaboran con los expertos. Más temprano habían indicado el sector donde podrían estar sepultados otros tres cuerpos.

En el sitio también se encontraban los familiares de una madre y sus tres hijas, dos de ellas menores de edad, que están desaparecidas.

Las tareas se retomaron a las 06:30 de hoy, luego de que anoche fueran suspendidas debido a las condiciones climáticas y del terreno, factores que hacen difícil el acceso.

Cinco retroexcavadores se utilizan en la remoción de escombros, entre los que se han encontrado celulares, cilindros de gas, colchones y motosierras.

Un helicóptero del Ejército mantenía el sobrevuelo en la zona.

Los deslizamientos de tierra han afectado a las poblaciones de Pueblo Nuevo, Zhumiral y Bella Rica, del cantón Ponce Enríquez. Familias han sido evacuadas.

 Ayer, la Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos (SNGR) declaró la emergencia en el sector de Pueblo Nuevo.

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: