Ciudadanos rescatados en Los Llanganates se reunieron con sus familiares

- 02 de septiembre de 2019 - 15:36
Foto: Roberto Chávez / et

A las 10:45 de este martes 2 de septiembre del 2019 arribó al ECU 911 de Ambato, el helicóptero que transportaba a Paúl Quinteros y Carlos Paucar, ciudadanos del cantón Píllaro (Tungurahua) que se extraviaron hace 20 días en el Parque Nacional Llanganates. Una nutrida delegación de sus familiares y autoridades de Tungurahua los recibió en el helipuerto de la entidad en medio de aplausos, vítores, y lágrimas.

Pensamos que jamás los volveríamos a ver, por lo inhóspito del lugar y porque no tenían las suficientes provisiones. No obstante por designio divino, y por el esfuerzo conjunto de varias entidades, hoy los podemos abrazar nuevamente”, comentó entre lágrimas una allegada a Paúl.

Tras el aterrizaje los sobrevivientes, aún débiles por el esfuerzo realizado en su intento por salir del Parque Nacional Llanganates, fueron escoltados por agentes de Policía Nacional y sus familiares hasta la sala de reuniones del ECU 911.

Allí el gobernador Juan Gortaire junto a representantes del Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias, Policía Nacional, Cuerpo de Bomberos, ECU 911, Ejército Nacional, entre otras instituciones de socorro, lideró un conversatorio con medios a fin de dar más detalles sobre el rescate.

“El apoyo conjunto de todas estas entidades, así como la experiencia de especialistas en salvamento, dieron como resultado este final feliz. Pese a que estuvieron extraviados por muchos días nunca perdimos la fe de hallarlos con vida”, comentó Gortaire.

Por su parte el coronel Hugo Ruiz Villacres, de la Brigada Galápagos del Ejército, explicó que el rescate se concretó por una serie de sobrevuelos programados.

“Fue ayer (1 de septiembre) que se logró divisarlos desde el aire, pese a la difíciles condiciones climatológicas y a la tupida vegetación y agrestes accidentes geográficos del Parque. No obstante el rescate como tal se efectivizó esta madrugada gracias a la experticia de personal de rescate, quienes lograron aterrizar tras varios intentos peligrosos”, dijo.

Tras una evaluación médica, ambos jóvenes ya descansan en sus hogares ubicados en el cantón Píllaro. “Los intentos por salir del lugar fueron múltiples, y eso nos desgastó tanto física como emocionalmente. En varias ocasiones sentimos que no podíamos más, sin embargo la experiencia en territorios similares al de Los Llanganates hicieron que luchemos por sobrevivir hasta ser rescatados”, comentó Paucar.

Según el testimonio de este sobreviviente, durante todo el tiempo de su extravío él y su compañero pudieron alimentarse con peces de agua dulce gracias a que tenían consigo equipo de pesca. “Es importante que todos quienes deseen acampar o visitar reservas forestales, parques nacionales, y montañas, cuenten con un guía especializado. De igual forma, que lleven el equipamiento necesario para alimentación, pesca, acampada y estadía prolongada, así como ropa y calzado adecuado”, concluyó Quinteros. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: