Faltan 8 días para el cambio de mando en Quito

Rodas busca acercamiento con los concejales elegidos (GALERÍA)

- 08 de mayo de 2014 - 00:00
Los participantes pudieron elegir entre 2 opciones de entrada y 2 de plato fuerte. Foto: Santiago Aguirre.

Faltan 8 días para el cambio de mando en Quito

Fue una reunión prevista para un día al otro. El lunes, los 11 concejales elegidos por Alianza PAIS (AP) recibieron una invitación ‘personal’ del nuevo alcalde Mauricio Rodas, a través del correo electrónico de la concejala electa Daniela Chacón Arias (Suma-Vive), alrededor de las 18:00.

Los citaba para el día siguiente en el restaurante especializado en comida asiática Zao (centro-norte), y así poder almorzar y conversar junto con los 9 ediles de la alianza que apoya a Rodas y el único representante del partido Creo.

A 8 días del cambio de mando en el gobierno local, sería el primer acercamiento directo de la futura autoridad capitalina con quienes lo ayudarán a colegislar la ciudad, lo que hacía difícil rechazar el ágape.

Los representantes de AP confirmaron su asistencia durante la rueda de prensa que ofrecieron en la sede del movimiento (frente a la tribuna de la av. De Los Shyris) a partir de las 10:00.

A las 13:00, en Zao todo estaba listo. La sala central había sido acondicionada como una sola mesa; mientras que los demás ambientes recibían al resto de clientes, quienes se sorprendían al observar el despliegue periodístico y no cesaban de preguntar la razón de aquello.

La cita estaba fijada para las 13:30, y los más puntuales fueron Antonio Ricaurte y Mario Granda, miembros del nuevo bloque oficialista capitalino, quienes arribaron con 15 minutos de anticipación.

Tras intercambiar un par de impresiones con los periodistas, el también conocido como ‘guagua alcalde’ —por su subrogación a Paco Moncayo durante el primer período de este—, invitó a su coideario al bar del restaurante; no para tomar algo, sino para esperar la llegada del resto de sus colegas.

Al cabo de 5 minutos y portando un vestido rojo, hizo su aparición Carla Cevallos, quien algo desorientada tardó unos instantes para reunirse con sus compañeros, guiada por personal del restaurante.

El tiempo transcurría y los miembros del bloque verde no se presentaban, lo que generaba inquietud sobre la posibilidad de un cambio repentino de planes.

Sin embargo, los ediles de AP habían acordado reunirse en el exterior del edificio de los medios públicos, ubicado junto al restaurante, “para entrar como un solo bloque”, en palabras de Mario Guayasamín, el candidato al Concejo más votado durante las pasadas elecciones.

No obstante, el plan no se completó pues apremiados por el tráfico y el tiempo, los reelegidos Jorge Albán, María Luisa Maldonado y Patricio Ubidia se acercaron por su cuenta al lugar del almuerzo, anticipándose así a sus compañeros.

El nuevo Alcalde fue el último en llegar; lo hizo en un Toyota Land Cruiser plomo y tras conversar con la prensa, a las 13:45 ingresó al sitio, en donde saludó con apretones de manos a las concejalas y concejales, respectivamente.

El breve discurso de bienvenida lo dio ubicándose simbólicamente detrás de la silla del actual vicealcalde quiteño (Albán). En sus palabras, repitió el mensaje sobre el carácter multicolor de la ciudad y la necesidad de trabajar de manera conjunta sin bandería personal ni política.

Luego, invitó a los presentes a compartir los alimentos en un ambiente de camaradería.

A mitad de la reunión, Carlos Páez (AP) dejó de manera imprevista el sitio y se alejó a bordo de un taxi. En tanto que Ricaurte se apegó al guión y fue el primero en retirarse tras el almuerzo; Rodas fue el último, cumpliendo con su papel de anfitrión.

Los concejales que se posesionarán el próximo miércoles, pudieron elegir entre Wonton de camarón o pollo o Samosa picante de pollo como entrada; y entre pollo agridulce o lomo salteado al wok, como plato fuerte. No hubo bebidas alcohólicas ni de moderación.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: