"El Zuco" Carrasco conquista el Kilimanjaro con una bicicleta de manos

- 12 de septiembre de 2019 - 18:27
Hace dos años el tricolor se planteó de llegar a la cumbre de la montaña más alta de África.
Foto: Movistar Aventura Team

Cuando su amiga Gissela Toledo le propuso subir el Kilimanjaro a bordo de su bicicleta impulsada por las manos, el montañista ecuatoriano Sebastián “Zuco” Carrasco lo consideró una locura, pero dos años después convirtió en realidad lo que comenzó como un sueño.

A las 06:30 (hora de Ecuador, 14:30 de Tanzania) de este jueves 12 de septiembre de 2019 y tras cubrir una distancia de 36 kilómetros de la ruta Marangu, el “tricolor” alcanzó la cumbre de la montaña más alta de África (5.895 metros).

El sendero escogido por el escalador nacional, de 38 años, es considerado como uno de los de menos dificultad de la elevación, pero también tiene sus riesgos. A las personas sin discapacidad les toma entre cinco o seis días llegar a la cima. Carrasco terminó en ocho.

Para tocar el “techo” de África, el andinista no necesitó de ayuda extra y eso es aún más destacable. “Varias personas han llegado hasta ahí, pero las han cargado, nosotros queremos hacerlo con la bici”, manifestó anteriormente a EL TELÉGRAFO.

Montañista desde los 11 años, el quiteño aceptó el reto como una muestra de que las personas con discapacidad pueden lograr todo lo que se propongan. El “Zuco” perdió la movilidad de sus piernas en un accidente con cuerdas mientras escalaba en 2015.

Aquella nueva circunstancia fue un duro golpe en su vida, pero el apoyo de su familia y la fascinación que siente por la escalada, lo hicieron volver a la actividad que ama y que ahora lo coloca como uno de los grandes deportistas del país.

Ese apego con sus seres queridos fue importante para sobrellevar esta dificultad, pero más que nada el cariño de sus dos hijas: Kiara, de 7 años, y Bianca, de 4. “Ellas han sido un pilar para mi vida y quiero demostrarles que todo se puede”, manifestó en julio de 2018 en eentrevista a El Telégrafo.

Al miembro del departamento de Responsabilidad Social de Diners Club, donde dedica su tiempo fuera del deporte a promover la inclusión, también le gustan otras disciplinas, como el atletismo en silla de ruedas o las competencias de bicicleta.

De hecho, participó en las prestigiosas maratones de Miami y Nueva York en el año 2018. Mientras que en este compitió en los IV Juegos Nacionales de Deporte Adaptado Cuenca 2019, en la disciplina de hand bike.

Al mismo tiempo que practica el deporte, Carrasco promueve la creación de rutas accesibles en montañas, para personas con discapacidad. El proyecto tiene el nombre de One More Summit (Una Cumbre Más), con el que ha trabajado en sectores aledaños a Quito, como Yunguilla, ubicado a una hora de la capital; el Parque Metropolitano y otro en el sur de la ciudad.

También trabaja en la fabricación de hand bikes, que en el mercado internacional tienen un costo de $ 15.000, por lo que a través de la fundación Sebastián Carrasco Zuffi espera ofrecerlas en el país a un menor valor.

Tras cumplir con el objetivo, Carrasco se plantea nuevos retos en los que la inclusión sea el motor que los mueva. (D)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: