El escenario fue hecho bajo la tecnología de ahorro

Modelo de sostenibilidad se aplicará en los Juegos Olímpicos

- 11 de abril de 2016 - 00:00
La instalación será desmantelada luego de los juegos y sus partes se utilizarán en la construcción de 4 escuelas.
Foto: AFP

La instalación que albergará la natación y el polo acuático fue construida con el esquema de arquitectura nómade.

Río de Janeiro, Brasil.-

Sostenibilidad fue el concepto que rodeó la construcción del Estadio Olímpico Acuático de Río. La arena de la natación y el polo acuático fue elaborada bajo el modelo de arquitectura nómade, que permitirá desarmarla y reconstruirla como 2 centros acuáticos más pequeños después de los juegos.

El estadio también cuenta con un innovador sistema de ventilación natural que mantiene el frío mientras reduce el uso energético. Luego de complejos cálculos matemáticos en base a datos sobre la temperatura promedio en el Parque Olímpico de Barra durante los meses en los que se celebrarán los Juegos, se realizaron 15.000 pequeños agujeros en lugares estratégicos de la estructura para garantizar el flujo de aire fresco.

El gobierno de Río, que supervisó la construcción de la instalación –se levantó gracias a una inversión del Gobierno Federal-, dijo que sin la tecnología de ahorro se hubiera necesitado el equivalente a 10.000 aires acondicionados para mantener  el lugar artificialmente fresco.

El Estadio Olímpico Acuático cuenta con 2 piscinas, una para competencias y otra de prácticas, con los asientos delanteros a apenas 10 metros de la pileta. Un sistema especial de filtrado reducirá el uso de químicos en un 25% y el agua se mantendrá a una temperatura de entre 25 y 28 grados Celsius, tal como recomendó la Federación Internacional de Natación (FINA).

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, participó de la inauguración del estadio junto al alcalde de Río, Eduardo Paes, el presidente del Comité Río 2016, Carlos Nuzman, y el gobernador en funciones del estado de Río, Francisco Dornelles. Rousseff dijo: “Estamos entregando un estadio de alta calidad a tiempo y dentro del presupuesto”.

El estadio, con una capacidad bruta de 14.997 personas, celebrará su primera competencia este mes: el evento test para la natación Olímpica (15-20 abril). Luego le tocará el turno a la natación Paralímpica (22-24 abril) y el polo acuático (25-29 abril). El torneo de natación es el tradicional Trofeo Maria Lenk, que también será la prueba Olímpica de selección para el equipo brasileño.

Durante los Juegos Olímpicos, el estadio albergará la natación del 6 al 13 de agosto y la fase eliminatoria del polo acuático del 14 al 20 del mismo mes, antes de celebrar las competencias de la natación Paralímpica el 8-17 de septiembre. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: