Chacha y Piedra se alistan para competencias

- 12 de enero de 2019 - 00:00
El atleta Byron Piedra cumple con estrictas planificaciones deportivas de cara a enfrentar los retos de 2019.
Foto: Miguel Jiménez / EL TELÉGRAFO

La base para tener una buena temporada es fortificar el cuerpo en los primeros meses. Así hacen Rosalba Chacha y Byron Piedra, quienes realizan un trabajo planificado.

Lejos de los habituales escenarios de competencia o entrenamiento como son las calles y las pistas, los atletas ecuatorianos Rosalba Chacha y Byron Piedra cumplen con un trabajo de pretemporada en gimnasios o al aire libre en bosques para fortalecer el físico de cara a un nuevo año de carreras. 

Para empezar la pretemporada los deportistas se someten a un chequeo médico general para verificar su situación fisiológica después de las vacaciones por Navidad y fin de año y luego empieza la preparación general, que consiste en realizar cargas físicas con aparatos de ejercicios y correr en condiciones diferentes a las que encuentran en una prueba de maratón, por ejemplo.

“En la primera fase, nosotros fortalecemos todo, desde los pies hasta el cuello, para estar fuertes y que los atletas soporten los entrenamientos y las carreras de todo el año”, mencionó Jaime Catota, entrenador de Chacha y quien junto con Rafael Martínez supervisan el trabajo de la atleta y el de Byron Piedra.

Los trabajos se realizan en gimnasios, en gradas; los trotes no se realizan en el plano o llano sino en bosques o parques donde el piso es irregular y quebrado para conseguir que los músculos, tendones y todas las partes del cuerpo se fortalezcan. Todo enfocado en lograr potencia muscular.

Chacha, quien recibió el alta médica de la lesión en el muslo de la pierna izquierda que sufrió tras consagrarse como campeona sudamericana de maratón en Buenos Aires (Argentina) a finales de septiembre, cumple con los trabajos recomendados por Martínez y Catota para no tener problemas a lo largo del año, en el que participará en los Panamericanos de Lima y buscará la clasificación a los Juegos Olímpicos de 2020.

Tras cumplir con un día más de pretemporada, dialogó con EL TELÉGRAFO sobre las prácticas que realizará durante los meses iniciales del año. “De lunes a viernes vamos a correr un poco en la montaña y estamos también en el gimnasio. En cambio, el fin de semana lo dedicamos a hacer un poco más de trote y kilómetros”.

Los kilómetros que corren durante los fines de semana sirven para adquirir ritmo y fondo paulatinamente para las  competencias.

Por su parte, Piedra, ganador de la medalla de oro en los 5.000 metros planos en los Juegos Sudamericanos de Cochabamba de 2018, comentó que lo que hace en la preparación previa es trabajar con intensidades no tan fuertes. “Se da prioridad a los trabajos de fuerza y de velocidad en subidas y con circuitos de fuerza”, explicó el cuencano de 35 años.    

Para ambos maratonistas la nutrición en la pretemporada y durante todo el año es fundamental con la finalidad de evitar contratiempos. “Es como el balance que tiene que existir entre el desgaste físico y la recuperación. Además, es esencial porque es importante tener la cantidad necesaria de proteína, omega y los multivitamínicos”, expresó Piedra.

Los deportistas cumplen con un mes de fortalecimiento físico, al siguiente se dedican más a correr distancias de fondo y en el tercero se empieza a trabajar en repeticiones, cambio de ritmo y de ahí a la pista o la ruta.

Desde finales de enero se abrirá el período de clasificación para los atletas rumbo a los Juegos Olímpicos Tokio 2020. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: