Policías y funcionarios de la AMC fueron agredidos al suspender fiesta clandestina

- 30 de agosto de 2020 - 08:54
Cortesía

Una fiesta clandestina con alrededor de 80 personas se realizó la noche del sábado 29 de agosto de 2020 en el sector de El Panecillo, centro de Quito. Cuando las autoridades de control llegaron al lugar para suspender la reunión,  los asistentes los agredieron con lanzamiento de piedras y botellas.

La Policía Nacional y la Agencia Metropolitana de Control (AMC) realizaron uno de los operativos interinstitucionales periódicos para constatar el cumplimiento de las medidas de bioseguridad en la ciudad. Una de ellas prohíbe reuniones sociales de más de 10 personas.

En el distrito Manuela Sáenz la disposición no fue acatada. En un inmueble de la zona se organizó una fiesta con altoparlantes, baile y alcohol. En su interior tampoco se cumplían otras normas dispuestas por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Nacional como el uso obligatorio de mascarillas.

Los asistentes de la fiesta se encontraban en estado etílico, por lo que al llegar la Policía respondieron de manera agresiva. Primero se negaron a terminar con el evento social y luego rechazaron las notificaciones que la AMC les colocó por incumplimiento del toque de queda y otras medidas sanitarias.

Finalmente, las discusiones subieron de tono y un grupo de personas intentaron golpear a los uniformados. Esto desencadenó que el resto de infractores atacara con objetos que tenían a la mano, especialmente botellas de vidrio.

Cinco policías y una funcionaria de la AMC resultaron heridos con cortes en diferentes partes de su cuerpo. Inmediatamente los trasladaron a una casa de salud para ser atendidos. Producto de este incidente se detuvo a cinco agresores, quienes serán procesados por actos flagrantes de agresión a servidores policiales. Uno de los aprehendidos contaba con boleta de captura por delitos anteriores. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP