Mujer que secuestró a Anahí Jazmín recibió sentencia

- 31 de octubre de 2019 - 10:42
Familiares de Anahí Jazmín repartieron volantes poco después del rapto de la menor.
Foto: Archivo

Una sentencia de 30 meses de prisión (2 años y medio) recibió Alicia Yajaira V. P. por el delito de secuestro de la menor de edad Anahí Jazmín, en Quito. Así lo dictaminó Jaime Oña, juez de la Unidad Judicial Multicompetente de Orellana.

El magistrado dispuso también una multa de cinco salarios básicos unificados ($ 1.970) que debe cancelarlos al Estado ecuatoriano y otra por $ 1.000 por concepto de reparación integral. Este último monto será entregado al abogado de Paola Elizabeth Analuca, madre de Anahí Jazmín, madre de la niña secuestrada.

El secuestro de la menor ocurrió el martes 6 de agosto en el sur de Quito. Ese día, Jazmín jugaba afuera del puesto de Internet de su madre. La mujer atendía a un cliente cuando su niña desapareció.

Un vecino dio cuenta de que una mujer se acercó a la menor. La secuestradora le tapó la boca y se la llevó en un taxi con placas clonadas.

Luego de activar la Alerta Emilia, la Policía Nacional, a través de la Unidad Antisecuestros y Extorsión (Unase), localizó a la menor el miércoles 14 de agosto del 2019 en El Coca.

La menor fue entregada a sus padres e inmediatamente inició el proceso en contra de Alicia Yajaira V. P. Según el expediente, la mujer reconoció que secuestró a la menor porque no podía tener hijos.

Esther V., hermana de la sentenciada aportó con algunas pruebas del acto de rapto. Entre estas, los zapatos de la menor y fotografías. Además dijo que una supuesta trabajadora sexual le había regalado la menor. Días después, Alicia Yajaira V. P. se llevó a la menor a la Amazonía.

El delito de secuestro está tipificado en el artículo 161 del Código Orgánico Integral Penal (COPI) y establece una pena privativa de libertad de entre cinco y siete años. Sin embargo, la mujer se sometió a proceso abreviado.

El juez de la causa ordenó que se emita la respectiva boleta de encarcelamiento. La sentencia tendrá que cumplir en el Centro de Rehabilitación Social de Archidona (Napo), en donde cumplía prisión preventiva. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: