Casos de ‘sextorsión’ subieron en el primer mes del año

- 13 de febrero de 2018 - 00:00

Especialista en seguridad recomienda tener cuidado con las fotos que se comparten por el exceso de confianza e instalar programas para proteger la información que se tiene en el celular.

A Lourdes (nombre ficticio) se le otorgaron dos medidas de protección, una de estas boleta de auxilio, luego de que un compañero de universidad la extorsionara con publicar fotos íntimas de ella.

A cambio de no hacerlo la citó en un hotel de Santo Domingo de los Tsáchilas para que tuvieran relaciones sexuales. Para evitar que Lourdes lo reconociera, él llevó una máscara similar a las caretas elaboradas para los monigotes de cada fin de año.

El joven Jhordy M. O. fue detenido en el sitio de alojamiento donde citó a la víctima y quedó con prisión preventiva por extorsión.

El delito está tipificado en el artículo 185 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) y es sancionado con pena privativa de libertad de tres a cinco años.

Este jueves 15 de febrero será procesado en audiencia de juicio de procedimiento directo, a las 16:00, en la Unidad Judicial de la ciudad.

Víctor Araus, jefe de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida y Muertes Violentas, Secuestros Extorsiones y Desapariciones de Personas (Dinased), explicó que hay dos modalidades de extorsión sexual.

En una de estas el infractor exige a la víctima favores sexuales o material pornográfico, además de dinero, para no hacerle daño.

En lo que va del año, según estadísticas de la Dinased, se han reportado dos casos. El año pasado en este mismo período no hubo ninguno. Durante todo el 2017 se registraron seis.

La otra modalidad es conocida como ‘sextorsión’. El delincuente usa las redes sociales para obtener videos, fotografías u otro material de carácter sexual para exigir dinero.

En lo que va de 2018 hubo diez personas afectadas por esta forma de delito ‘cybersexual’. En el mismo período de 2017 fueron 4; y durante los 12 meses, 43.

Araus informó que si alguien es extorsionado debe mantener la calma, registrar el número desde el cual recibe la comunicación, intentar grabar la conversación, no brindar información personal ni de su familia y llamar al Servicio Integrado de Seguridad ECU-911 para denunciar. Asimismo puede acercarse a una Unidad de Policía Comunitaria (UPC) y a la Fiscalía.

Diego Yépez, especialista en seguridades Data Center, manifestó que las personas no toman en cuenta las consecuencias que pueden acarrear compartir fotos íntimas. “Hay parejas que recién empiezan una relación y se envían imágenes o se autorizan tener este tipo de material. Debemos tener mucha más responsabilidad”.

El especialista en seguridad informática indicó que hay que tomar precauciones porque todos pueden tomar fotos, grabar y compartir.

Agregó que es prácticamente tener una obligación instalar un antivirus en los smartphones (teléfonos inteligentes). “Este tiene dos funciones: evita hackeos o que el contenido se exponga al internet por medio de un malware (programa malicioso para dañar el sistema o causar mal funcionamiento)”.

Adicionalmente recomendó que si uno tiene fotos íntimas o datos personal hay que utilizar programas de encriptación para que otras personas no puedan obtenerlos. “Hay opciones en los celulares para acceder a la galería solo con contraseña. El celular es privado y no hay como prestarlo sin cuidado”.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc) realiza una campaña global contra la difusión no consentida de imágenes íntimas desarrollada con ‘Pantallas amigas’.

Neil Walsh, jefe del Programa Global de Naciones Unidas contra el Ciberdelito, afirma que “el riesgo que representa el envío de desnudos, sexting, grooming y otras agresiones terribles continúa creciendo cada año”.

Entre los mensajes difundidos en la campaña están:

-Guardar imágenes íntimas en el móvil puede suponer serios daños por accidente, error o intervención de terceras personas.

-Una imagen íntima no deja de ser privada al llegar a tu móvil; sigue perteneciendo a su protagonista.

-Recibir o tener una imagen íntima de alguien no te da derecho a mostrarla, publicarla o enviarla. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: