95 años de un viaje pionero en Ecuador

04 de noviembre de 2015 - 00:00

La visión de un empresario y director en ese entonces de diario El TELÉGRAFO,  José Abel Castillo, fue decisivo para impulsar el desarrollo de la aviación ecuatoriana. En 1920, cuando volar era un sueño lejano para el país, se arriesgó y decidió adquirir un avión en Italia.

El audaz viaje sobre los Andes

La aviación mundial estaba en auge a partir de la primera ruta exitosa de los hermanos Wright, en EE.UU. (1903). A Ecuador la idea de introducir esta actividad recién llegaría en la década siguiente con vuelos de exhibición en varias ciudades.

Para 1920, José Abel Castillo, director de diario EL TELÉGRAFO, compra una aeronave al piloto italiano Elia Liut, que había recibido la máquina como una donación del Gobierno italiano por su participación en la Primera Guerra Mundial. Liut y la aeronave llegarían a Guayaquil en julio de ese mismo año,  también arribarían los italianos Ferrucio Guicciardi (piloto), Giovanni Fedelli (mecánico) y Enrique Casini (ingeniero), quienes habían sido contratados para preparar algunos vuelos.

El 8 de agosto de 1920 se bautiza el avión como El Telégrafo 1 y Elia Liut realiza el primer vuelo de exhibición en Guayaquil en vísperas de la hazaña que se tenía prevista para el 3 de noviembre, cruzar de Guayaquil a Cuenca, coincidiendo con la celebración del centenario de su independencia. El viaje no pudo completarse debido a condiciones climáticas y se postergó para el día siguiente.

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: