Cotopaxi estrena megavía

13 de diciembre de 2013 - 00:00

La integración vial entre Ecuador y Brasil tiene otro avance desde ayer. La carretera Latacunga-La Maná, de 132,7 kilómetros, que forma parte de ese eje, fue inaugurada por el presidente Rafael Correa.

La ruta, cuyo costo supera los $133 millones, beneficia a habitantes y campesinos de los cantones Latacunga, Pujilí, Guangaje, Zumbahua, Pilaló, Apagua, Macuchi, La Esperanza, Guayacán y La Maná.

La apertura se cumplió durante un recorrido de obras del mandatario en la provincia de Cotopaxi, junto a la ministra de Transporte y Obras Públicas, María de los Ángeles Duarte, y otras autoridades.

Correa resaltó el esfuerzo realizado por quienes trabajaron en la construcción de la vía.

“Hay que tomar en cuenta que atraviesa por 3 tipos diferentes de clima, así que el trabajo no fue nada fácil”, recalcó el Presidente.

Previamente, en la parte norte de la provincia, el gobernante inspeccionó las obras en el centro de salud tipo C.

La edificación registra un progreso del 98%. La construcción representó una inversión superior a 1’500.000 dólares.

La casa de salud recibirá pacientes para consulta externa, odontología, imagenología; tiene una sala de procedimientos, laboratorio, área de emergencia, farmacia, áreas verdes y otras dependencias.

El mandatario también estuvo en el centro de rehabilitación social para la región Sierra Centro-Norte, que se erige a la entrada de Latacunga, límite con Saquisilí.

En el sitio mantuvo diálogos con los encargados de la construcción, hizo observaciones y ponderó la contratación de obreros locales, así como la generación de empleo.

Luego de esta inspección, Correa se trasladó hasta la entrada de Pujilí para inaugurar la vía Latacunga–La Maná.

La ministra Duarte aseguró que “hubo desafíos técnicos, pero este ha sido un sueño anhelado por las poblaciones beneficiadas con la carretera”.

Alfonso Tulpa, agricultor de la comunidad de Zumbahua, compartió por unos minutos la tarima donde estaban el mandatario y la ministra. Ahí recordó los problemas que tenían para sacar sus productos por no contar con una carretera de primer orden. “Ahora será diferente”, resaltó el comunero.

Hacia el mediodía, el Primer Mandatario se dirigió a la capital provincial, hasta el Mercado Cerrado, inaugurado hace varios meses. El centro de abastos está ubicado en el sector El Salto (centro de la ciudad).

Un grupo de comerciantes, en su mayoría mujeres, le dio la bienvenida y le agradeció por la edificación. Ese es su lugar de trabajo.

En el lugar, el Presidente conversó con las vendedoras y aprovechó para almorzar. Un caldo de gallina criolla y tortillas con hornado fue el menú que compartieron las autoridades.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: