Correa: No se acordó que naves de EE.UU recarguen combustible en Ecuador

08 de abril de 2011 - 11:01

Durante una entrevista radial, el jefe de Estado, Rafael Correa, negó que su Gobierno haya negociado un acuerdo para que aviones de Estados Unidos recarguen combustible en territorio ecuatoriano, según publica hoy diario El Universo basado en cables filtrados por WikiLeaks.

Según la publicación, Correa dio la autorización para que funcionarios de la Cancillería y del Ministerio de Seguridad pulieran un acuerdo para que naves estadounidenses recarguen combustible en los aeropuertos del país, luego del cierre del Puesto de Operaciones de Avanzada (FOL, por sus siglas en inglés) en Manta.

“Mientras el gobierno de EE.UU. planificaba la salida de sus militares de la Base Aérea Eloy Alfaro de Manta, el gobierno de Rafael Correa aceptó la posibilidad de mantener la cooperación contra el narcotráfico a través de un acuerdo llamado Gas and go, por el cual se permite a sus naves recargar combustible en aeropuertos”, reseña el matutino.

Esta mañana, el Primer Mandatario explicó que luego del cierre de la Base de Manta, la embajadora Heather Hodges le pidió una audiencia y le planteó la necesidad de contar con un lugar para poder reabastecer a las naves que hacen control antidroga.

El Jefe de Estado le indicó que nunca se permitirían naves de guerra, a lo que Hodges le aseguró que eran solo de control aéreo, que vendrían sin armamento y que el objetivo del acuerdo era únicamente para que cuenten con un lugar para reabastecerse de combustible.

“Di la orden para que analicen la propuesta y a tal punto se analizó, no se llegó a ningún resultado, que no están pues las naves cargando”, recalcó el Mandatario.

“Si nosotros tuviéramos esa posición ambivalente como la que quiere endilgarnos la prensa corrupta estarían los aviones estadounidenses cargando combustible en nuestro territorio”, agregó.

Reiteró, además, que su Gobierno ha defendido la soberanía del país a todo nivel. Puso como ejemplo la decisión que se adoptó para eliminar cualquier tipo de intervención  extranjera en la extinta Unidad de Investigaciones Especiales de la Policía (UIES) que era  financiada y manejada por la Embajada de los EE.UU.

Respecto a la decisión de EE.UU. de declarar persona "non grata" al embajador ecuatoriano Luis Gallegos, el gobernante señaló que se esperaba esa reacción.  Aseguró que "el daño a las relaciones bilaterales va a ser limitado".

Correa preside este viernes el gabinete itinerante en Sangolquí, en el cantón Rumiñahui, al noroccidente de Quito.

Fuente: Andes, El Ciudadano

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: